null: nullpx
Arte y Cultura

Banksy 'la rompe' otra vez: venden por $25.4 millones cuadro que intentó destruir

El famoso cuadro de Banksy con la imagen de una niña y un globo en forma de corazón -en el que el artista instaló un dispositivo para que se autodestruyera tras ser vendido en una histórica subasta en octubre del 2018- se ha vuelto a vender, ahora por la cantidad de $25.4 millones.
15 Oct 2021 – 03:20 PM EDT
Comparte
Cargando Video...

El famoso cuadro de Banksy con la imagen de una niña y un globo en forma de corazón, en el que el artista instaló un dispositivo para que se autodestruyera tras ser vendido en una histórica subasta en octubre del 2018 se ha vuelto a vender, ahora por la cantidad de 25.4 millones de dólares.

La obra titulada 'Niño con globo' y que fue "destruida" tras el inesperado performance tenía un precio estimado de entre 5 y 7 millones de dólares y fue puesta a la venta de nuevo por la casa de subastas Sotheby's el jueves pasado.

Sin embargo, el precio alcanzado superó todas las expectativas e incluso significó un nuevo récord para el propio Banksy, cuya obra más cara había sido hasta ahora la pieza 'Game changer', la cual se vendió en 23 millones de dólares en 2020.

"Ha sido un torbellino seguir el viaje de esta legendaria pieza y ahora tenerla de vuelta con nosotros, ofreciéndola esta noche en la misma habitación en la que fue creada por el artista", dijo Alex Branczik, presidente de arte moderno y contemporáneo de Sotheby's, según recoge el diario The Washington Post.

La historia de una obra emblemática

Fue el 5 de octubre de 2018 cuando tras el golpe del martillo que confirmaba la venta de 'Niño con globo' por $1.4 millones, que la obra se volvería legendaria.

Justo en aquel momento y ante los ojos incrédulos de los asistentes de la subasta, el lienzo comenzó a descender para pasar por una trituradora de papel escondida en el marco de la obra hasta autodestruirse.


El proceso de autodestrucción de la pieza se detuvo antes de cortarla en delgadas tiras por completo, lo cual el artista británico justificó posteriormente en su cuenta de Instagram como un 'fallo del sistema".

“[El dispositivo] funcionaba siempre en los ensayos”, dijo entonces Banksy en el video que explicaba cómo había instalado la trituradora para realizar un acto que demostraba que “el impulso de destruir es también un impulso creativo”.

Mira también:

Loading
Cargando galería
Comparte

Más contenido de tu interés