null: nullpx
Inteligencia Artificial

Elon Musk: las armas inteligentes son una mayor amenaza para el mundo que Corea del Norte

En una carta abierta a Naciones Unidas, más de 100 expertos entre los que se encontraba el multimillonario, piden al organismo mundial que regula urgentemente el creciente desarrollo de tecnología bélica autónoma antes de que sea demasiado tarde.
21 Ago 2017 – 3:34 PM EDT

El presidente de la compañía de automóviles eléctricos Tesla, Elon Musk, afirmó que las armas inteligentes son un mayor riesgo para el mundo que Corea del Norte, insistiendo en su argumento de que la llegada de la inteligencia artificial reprepresenta un grave peligro para la humanidad.

El empresario multimillonario se unió este lunes a más de 100 expertos en robótica e inteligencia artificial para solicitar a la Organización de las Naciones Unidas que apruebe una resolución que establezca la prohibición de armas autónomas.

"Las armas mortales autónomas amenazan con convertirse en la tercera revolución de la guerra", dijo Musk en una carta abierta que también firmaron 155 expertos recordando de manera implícita el descubrimiento de la pólvora y las armas nucleares como las otras dos revoluciones que preceden a esta inminente llegada de armamento inteligente.

"Una vez se desarrollen, permitirán conflictos armados a escalas nunca antes vistas y a una velocidad más rápida que lo que los humanos pueden asimilar. Estas podrían ser armas de terror, armas que déspotas y terroristas usarán contra poblaciones inocentes y armas hackeadas que se comportarán en formas no deseadas. No tenemos mucho tiempo para actuar. Una vez la caja de pandora se abra será muy difícil cerrarla", agrega el escrito.

Expertos afirman que el desarrollo de este armamento se ha acelerado de manera alarmante a un ritmo que se adelantó a la concreción de cualquier iniciativa legal que los regule.

Como ejemplo hablan de los robot armados de Corea del Sur que pueden detectar, seguir y disparar a intrusos en la altamente vigilada zona desmilitarizada entre las dos Coreas.

Estados Unidos, China, Israel, Corea del Sur, Rusia y Reino Unido están al frente del desarrollo de esta tecnología con fines bélicos y según la organización no gubernamental Human Rights Watch, la mayor preocupación es que "el rol humano en seleccionar y disparar a blancos se convertirá cada vez menos importante hasta que ya no estén involucrados y las máquinas asuman estas funciones críticas".

La corta pero intensa historia del Tesla Model S

Loading
Cargando galería


Publicidad