Deuda Económica

Barack Obama firma ley fiscal para ayudar a Puerto Rico a manejar su deuda de $70,000 millones

La norma, conocida bajo el nombre de PROMESA, busca crear una junta externa que ayude a manejar las finanzas del gobierno, y daría a la isla las herramientas para reestructurar la deuda.
30 Jun 2016 – 5:00 PM EDT

El presidente Barack Obama firmó este jueves la ley de ayuda fiscal para Puerto Rico, que se encuentra sumida en una profunda recesión debido, entre otras cosas, a su monumental deuda de 70,000 millones de dólares.

La norma, conocida bajo el nombre de PROMESA, busca crear una junta externa que ayude a manejar las finanzas del gobierno, y daría a la isla las herramientas para reestructurar su deuda.

Justo el miércoles fue aprobada por el Senado en Washington, en una votación 68 contra 30. El plan había recibido el 9 de junio pasado el visto bueno de la Cámara de Representantes.

"Saludo a los demócratas y republicanos en el Senado por votar para abordar la crisis económica en Puerto Rico, brindando el apoyo que necesita para reestructurar su deuda, garantizar los servicios públicos y proveer protección a los pensionados”, había dicho Obama tras su aprobación en la Cámara Alta del Capitolio.

“Este proyecto de ley no es perfecto, pero es un paso crucial hacia la recuperación económica y para restablecer la esperanza de millones de estadounidenses para los que Puerto Rico es su casa”, agregó en un comunicado.

En la práctica, la junta fiscal aprobada por el Congreso podrá vender bienes del gobierno de la isla, despedir empleados y fusionar agencias públicas con el objetivo de encarrilar las finanzas de Puerto Rico, cuya economía atraviesa por una recesión desde hace casi una década.

Críticas

El plan ha sido criticado por líderes puertorriqueños en la isla y en Estados Unidos, aunque recibió el apoyo de otras figuras prominentes como el comisionado residente en Washington, Pedro Pierluisi.

Quienes lo han rechazado, como el representante por Illinois Luis Gutiérrez, afirman que los puertorriqueños no podrán elegir a los siete integrantes de esta junta fiscal, que estará por encima de cualquier ley territorial.

Poco antes de la votación final en el Senado, Gutiérrez dijo en un comunicado que la Cámara Alta decidió tomando en cuenta la fecha del próximo vencimiento de la deuda puertorriqueña, lo que "supone mayor evidencia de que este proceso ha sido impulsado por las demandas de Wall Street, no por las necesidades legítimas del pueblo de Puerto Rico para mantener las escuelas abiertas y los hospitales funcionando".

Potencial impago de bonos claveLos que lo apoyan, como la virtual candidata demócrata a la presidencia, Hillary Clinton, esgrimen que el plan evita un colapso fiscal en la isla.

Lea también:

Publicidad