Desde Silicon Valley

Por qué Ashton Kutcher lanzó una tormenta de tuits contra una “ley ignorante” en Nueva York

El actor es también inversionista en la plataforma de alojamiento AirBnb, a la que el Senado de ese estado acaba de poner límites.
20 Jun 2016 – 6:04 PM EDT

Ashton Kutcher está enojado.

El actor de That’s ‘70s Show y Two and a Half Men lanzó una tormenta de tuits contra los senadores del estado de Nueva York. Los acusó de aprobar una “ley ignorante” que hará que algunos residentes “pierdan sus hogares” y de “bloquear a la industria tecno” en el estado.

El Senado aprobó la ley en cuestión este viernes, en su último día de sesiones. Impone multas de miles de dólares a las personas que ofrezcan rentar su hogar por menos de 30 días si no están viviendo allí al mismo tiempo.

Esta es una práctica común entre los usuarios de Airbnb, un sitio y aplicación que conecta a viajeros con dueños de casa para facilitar alquileres por unos días. Y lo es más en la ciudad de Nueva York, que recibe en forma constante a muchos turistas de todo el país y el mundo.

El gobernador Andrew Cuomo todavía tiene que promulgar la ley para que ésta entre en vigor. Si lo hace, será un golpe duro a una de las empresas de la llamada “economía compartida” que están generando polémica en Estados Unidos y otros países. Uber, la plataforma de transporte sobre demanda, es otro ejemplo.

En estos casos y otros similares, las empresas digitales crearon nuevas soluciones a necesidades tradicionales, como el alojamiento o el transporte, y lograron atraer grandes cantidades de usuarios porque son más baratas y cómodas. Pero en muchos casos lo hicieron ignorando las regulaciones de muchas ciudades o estados, como los requisitos para sacar una licencia de taxi o para brindar alojamiento. Esto genera la reacción enojada de las industrias que pierden clientes.

Multas de hasta 7,500 dólares

En Nueva York, las industrias hotelera e inmobiliaria y el sindicato de empleados de hoteles están detrás de la nueva ley. Los alquileres por menos de 30 días ya estaban prohibidos, pero la ley agrega multas por promocionarlos en internet y otros medios. Son de 1,000 dólares por la primera infracción y hasta 7,500 por la tercera.

Los defensores de la ley, como la asambleísta estatal Linda Rosenthal, dicen que su objetivo es combatir “hoteles ilegales” que han surgido gracias a Airbnb y que reducen la oferta de viviendas en alquiler en una ciudad donde conseguir casa es difícil.

Pero la industria digital la considera una declaración de guerra contra las startups tecnológicas que quieren revolucionar los negocios tradicionales igual que Uber y Airbnb.

Julie Samuels, directora de Tech:NYC, un grupo recién creado para representar los intereses de la industria tecno en Nueva York, aseguró en una editorial en el diario Daily News que 1.6 millones de personas se hospedaron en viviendas particulares en el último año y pagaron 2,000 millones de dólares a los dueños de casa.

“Esta ley —afirmó— amenaza causar una detención abrupta y forzosa de este motor económico y le indica a las compañías tecno de afuera del estado que en Nueva York los modelos de negocio innovadores no son bienvenidos”.

“Terrible ley anti-tecno”

Otras figuras de la industria tecnológica se sumaron a las críticas por Twitter, como el inversionista Paul Graham, creador de Y Combinator, una de las aceleradoras de startups más respetadas de Silicon Valley. Graham, que tiene una participación en Airbnb, advirtió: “No puedes tener el pan y la torta, Senado de Nueva York. No puedes ser un centro de atracción de startups y concederle a los negocios tradicionales las leyes que prohíben las startups.

Fred Wilson, fundador del fondo Union Square Ventures y uno de los inversionistas más influyentes de ese estado, aseguró que “la tecnología es una parte importante de la economía de Nueva York, pero la mayoría en la Asamblea y el Senado están ignorando eso con una terrible ley anti-tecno”.

Reid Hoffmann, fundador de la red social LinkedIn —que Microsoft acaba de comprar por 26,200 millones de dólares—, dijo que la ley era “una clásica movida antiinnovación de la Legislatura de Nueva York, que detiene el futuro y consagra el pasado”.

Pero el más duro fue Kutcher, que además de actor es inversionista en startups y también tiene una participación en Airbnb.

“No solo es mala para la economía de Nueva York. La ley daña a todos los futuros emprendedores en tecnología”, escribió a sus 17 millones y medio de seguidores en Twitter el viernes, cuando el Senado votaba la iniciativa.


“No podemos quedarnos de brazos cruzados mientras el Senado y la mayoría de la Asamblea intentan bloquear a la industria tecno en Nueva York”, siguió.

Y finalmente, estalló: “¡La gente va a perder sus casas por culpa de esta ley ignorante!”.


Publicidad