Deferred Action for Childhood Arrivals

Reacciones a la lista de condiciones de Trump para proteger a los dreamers: inmoral, antiinmigrante, ofensiva

Legisladores demócratas y activistas rechazaron duramente las demandas que presentó el presidente este domingo, una lista de las prioridades migratorias que, según el mandatario, deben ser aprobadas a cambio de pasar el Dream Act.
9 Oct 2017 – 3:05 PM EDT

Inmoral. Insólita. Escandalosamente ofensiva. Draconiana y antiinmigrante.

Así describieron varios demócratas y activistas la lista de prioridades migratorias que les envió este domingo el presidente Donald Trump, detallando las duras políticas de inmigración que exigiría a cambio de dar su apoyo a una propuesta que proteja a los cientos de miles de dreamers en el país.

"Tomar como rehenes a jóvenes inmigrantes como mi hermana y yo para hacer que el resto del país acepte una agenda racista de deportaciones masivas es inmoral y asqueroso", aseguró Greisa Martínez, una beneficiaria de DACA que dirige campañas de la organización United We Dream.

En la lista, Trump detalla una amplia gama de fuertes políticas que considera esenciales a la hora de reformar el sistema de inmigración de Estados Unidos, entre ellas eliminar las protecciones para los niños que cruzan ilegalmente la frontera sin compañía adulta; endurecer el proceso para solicitar y obtener asilo; construir el muro en la frontera sur; cambiar el sistema de inmigración a uno basado en mérito; y contratar 10,000 agentes migratorios, entre otras cosas.


Activistas de inmigración repudiaron la lista de Trump y prometieron continuar la lucha por la aprobación de un Dream Act "limpio", es decir, una solución permanente para los dreamers que no esté atada al endurecimiento de políticas contra otros indocumentados.

"Nadie debe ver lo que la administración de Trump publicó anoche como algo más que los deseos grotescos de un supremacista blanco y su fiscal general racista", dijo Javier Valdés, codirector ejecutivo de la organización Make The Road.

Por su parte, los demócratas del Congreso rechazaron inmediatamente el pedido del presidente. "Es inmoral que el presidente utilice las vidas de estos jóvenes como fichas en su misión de imponer una agenda cruel, antiinmigrante y antiestadounidense sobre nuesta nación", aseguró Michelle Luján Grisham, líder del caucus hispano del Congreso, en un comunicado.

Los líderes de la minoría demócrata en ambas cámaras aseguraron que los pedidos en la lista de Trump no reflejan el supuesto acuerdo al que llegaron con el presidente tras reunirse con él en septiembre.

"La administración no puede estar genuinamente comprometida con ayudar a los dreamers si comienza con una lista que es ofensiva para los dreamers, a la comunidad inmigrante y hacia la gran mayoría de estadounidenses", afirmaron la representante Nancy Pelosi y el senador Chuck Schumer en un comunicado. "Le indicamos al presidente en nuestra reunión que estábamos abiertos en considerar medidas razonables de seguridad fronteriza junto al proyecto de ley del Dream Act, pero esta lista está muy lejos de lo que es razonable. Esta propuesta no representa un intento serio para llegar a un acuerdo".

El senador Bob Menéndez de Nueva Jersey fue un paso más allá, describiendo la lista como "escandalosamente ofensiva".

"Los dreamers no son piezas de un juego", dijo Menéndez, agregando que no aceptaría políticas que buscan "aterrorizar a nuestras comunidades inmigrantes" a cambio de proteger a los beneficiarios de DACA.

El representante Adriano Espaillat, de Nueva York, aseguró que podría aceptar que se agregaran pequeños cambios en la medida para proteger a los dreamers, entre ellos mejorías a la tecnología que utilizan los agentes fronterizos. Sin embargo, afirmó que la lista publicada por Trump es inaceptable.

"Es muy agresiva, es intolerante, es un esfuerzo para sabotear todo el esfuerzo que se ha dado hasta ahora," aseguró Espaillat en entrevista con Univision.


"Creemos que (el Dream Act) se debe debatir solo, por sus méritos", agregó el congresista de ascendencia dominicana.

Por su parte el congresista Luis Gutiérrez, de Illinois, criticó la lista este lunes como otro intento de Trump de "criminalizar y deportar a la mayor cantidad de inmigrantes y latinos que pueda". Afirmó además que los demócratas no tienen un socio en la Casa Blanca con quien negociar seriamente para reformar de manera sensata el sistema de inmigración.

"Los demócratas y el resto del país estarían locos si toman en serio esta lista de principios, o al presidente que las propone", aseguró.


Historia de la lucha dreamer: estas fotos explican los 5 años de DACA hasta su fin

Loading
Cargando galería

Más contenido de tu interés