null: nullpx
Asesinatos

Acusan a un padre de "golpear hasta la muerte" a su hijo de 4 años en Los Ángeles

El joven de 24 años se encuentra bajo custodia acusado de quitarle la vida a su propio niño, Justin, quien falleció en un hospital local después de recibir una golpiza en su casa en el sur angelino. La Fiscalía presentó este lunes cargos contra el sospechoso y avanza en la investigación del caso.
10 Jun 2019 – 7:05 PM EDT

La Fiscalía del condado de Los Ángeles presentó cargos este lunes contra Hirwin Calderón Ordoñez, un joven de 24 años, por haber supuestamente asesinado a golpes a su hijo de 4 años en su casa en el Sur de Los Ángeles.

La pequeña víctima, Justin Sontay-Oxlaj, " fue presuntamente golpeado hasta la muerte", señalan las autoridades.

Este crimen ocurrió este 6 de junio en una vivienda ubicada en la cuadra 1600 al este de la calle 47, en un barrio donde la mayoría de sus habitantes son hispanos.

Después de recibir la paliza, el menor fue trasladado a un hospital local, donde perdió la vida, según reportó la prensa local. La Fiscalía no ha revelado más detalles sobre este caso hasta el momento.

El padre del niño ha sido acusado de asesinato y ataque a un menor causando la muerte. Se le fijó una fianza de dos millones de dólares.

Si es encontrado culpable, Calderón Ordoñez enfrentaría una sentencia máxima de 25 años a cadena perpetua. Para este lunes se programó su primera comparecencia ante una corte angelina.

Los vecinos dijeron al canal ABC7 que habían escuchado una pelea y señales de abuso en la casa de Justin. Aseguraron que el acusado vivía temporalmente en ese lugar. No se sabe aún si se habían presentado denuncias sobre maltrato infantil en ese domicilio.

La Policía clasificó rápidamente la muerte como sospechosa. Un detective dijo a los reporteros que el cuerpo del niño mostraba evidencia de trauma físico y que los investigadores tenían "algunas dudas sobre las lesiones".

El caso sigue bajo investigación de la Policía de Los Ángeles (LAPD). Mientras que el proceso legal está a cargo de la División de Violencia Familiar de la Procuraduría del condado.

La historia se repite. En años recientes la comunidad de esta región ha vivido tragedias similares a la de este pequeño. Los casos que más han consternado son los de Anthony Ávalos y Gabrielito Fernández, quienes pasaron infiernos parecidos en sus hogares antes de morir violentamente a manos de sus padres y/o las parejas de estos. Sus historias han confluido en un proyecto legislativo estatal que pide más protección para los menores.

Tanto Anthony, como Gabrielito, sufrieron fractura de cráneo, los paramédicos los atendieron en sus casas y fallecieron en un hospital; vivían en el Valle del Antílope, en el norte del condado de Los Ángeles; las parejas de sus madres se volvieron sus verdugos y ellas permitieron las golpizas; los dos habían expresado ser gay y al parecer por ello recibieron castigos físicos severos.


Entre capas, 'superhéroes' y camiones de bomberos: así despidieron al pequeño Anthony Ávalos

Loading
Cargando galería
Publicidad