null: nullpx
CityLab Transporte

Video: Metros en México son los más baratos del continente

Santiago, Rio de Janeiro y Sao Paulo, en cambio, están entre los más caros.
13 Abr 2016 – 05:44 PM EDT

Cinco pesos mexicanos cuesta un boleto en el metro de la capital azteca. Este sistema de trenes urbanos no sólo es uno de los más largos de América Latina, con 140 millas (225.9 kms.), sino que además es uno de los más baratos.

Al adaptar su costo al dólar por poder de compra ( dólar PPP, el estándar técnico para comparar costos a tráves de países), el boleto en Ciudad de México sale 62 centavos de dólar. En Monterrey, un sistema bastante más pequeño (menos de 20 millas), es incluso más barato: 56 centavos de dólar. En este análisis comparamos el boleto más sencillo en distintas ciudades latinoamericanas y del mundo.



Sin embargo, los expertos advierten que es importante ver qué es lo que entrega ese boleto.

“El sistema en Ciudad de México no está integrado. Cuando la gente se transfiere, pagan una segunda tarifa. Entonces no es cierto que, en comparación con Santiago, donde las transferencias son gratis, sea más barato el sistema de México”, dice Onesimo Flores, investigador del Centro para Urbanismo Avanzado del MIT. “La gente pobre de la ciudad vive, en muchos casos, alrededor de ésta, y tienen que transferir una o dos veces cuando se van al trabajo en la mañana. Entonces son similares los precios para mucha gente".

Entre los principales metros de Latinoamérica es posible distinguir tres grupos. Primero, los como el de Ciudad de México, Guadalajara, Monterrey y Caracas, donde el precio no sobrepasa el dólar. Aunque, cabe destacar, en México el sueldo mínimo es uno de los más bajos de la región, y en Venezuela el poder adquisitivo es muy bajo comparado a otros países.


Luego se encuentran los metros que oscilan entre uno y dos dólares, categoría en la que están Lima, Medellín, Buenos Aires y Santiago. Éste último es uno de los más caros de la región, sin contar a Brasil, a pesar de que los expertos lo describen como eficiente y amigable con el medioambiente.

“Uno de los resultados más curiosos es que, si le preguntas a un chileno lo qué piensa de su transporte público, muchos lo odian. Pasaron de un sistema de minibuses semejante a lo que tiene México a un sistema centralizado”, explica Onesimo Flores, del MIT. “Cuando preguntas a los expertos, este sistema debería trabajar mucho mejor. Pero muchas cosas salieron mal, y el modelo que tenían los planeadores no se realizó”.

En Santiago, la tarifa fue subiendo, pero, de acuerdo a Flores, este cambio sí tuvo efectos positivos en la contaminación y la congestión. Por eso, es difícil definir cuál metro es el mejor del continente. “Cuando hablamos de cuál es el mejor sistema, tenemos que tener claro cuáles son nuestros objetivos [para definirlo]", dice el investigador.

Finalmente, están los metros en Brasil. En Río de Janeiro y Sa o Paulo, el metro pasa los dos y tres dólares respectivamente, esto siempre aplicando el dólar por poder de compra. Estas ciudades se pueden comparar a otras urbes estadounidenses, como Washington DC, Nueva York o Chicago.

Sin embargo, en promedio, los precios en Latinoamérica siguen estando por debajo de los precios en Europa. En Madrid, por ejemplo, se pagan más de cuatro dólares por el billete sencillo combinado.


RELACIONADOS:CityLab Transporte
Publicidad