null: nullpx
Regional Mexicano

‘El Pirata de Culiacán’: el joven que deseaba alejarse (algún día) de la imagen que se tenía de él

De acuerdo con algunos testimonios de músicos de regional mexicano que lo conocieron, el joven pensaba retirarse de los vicios pues aparecer alcoholizado en los videos solo era parte de su personaje.
20 Dic 2017 – 06:37 PM EST

‘El Pirata de Culiacán' (el youtuber de 17 años que fue acribillado la madrugada del 19 de diciembre) no padecía de sus facultades mentales y quería alejarse del personaje de joven alcohólico y consumidor de drogas que tenía, ya que ese estilo de vida no era real, sino solamente una estrategia para ganar miles de seguidores y rodearse de amistades dentro del ambiente del regional mexicano, aseguraron diferentes agrupaciones a Univision Entretenimiento.

Al inicio de su carrera, ‘El Pirata de Culiacán’ subía imágenes a sus redes sociales con fotos de sus ídolos gruperos, y conforme fue ganando popularidad muchos de estos lo buscaron para que apareciera en sus videos o se presentara en alguno de sus eventos debido a la cantidad de seguidores con que contaba.

De tragedia en tragedia: el año horrible del regional mexicano

Loading
Cargando galería


Agrupaciones como Titanes de Durango, Gente de Rancho o Último Escuadrón, al ser entrevistados, coincidieron en señalar que José Luis Lagunas Rosales -nombre real de 'El Pirata de Culiacán'- era un muchacho noble que se ganaba la vida a su manera, sin dañar a nadie, divirtiéndose y "haciendo lo que un joven de su edad hace en estos tiempos de redes sociales".

Era un chavalo tranquilo, lamentablemente sus errores lo llevaron a la muerte y la verdad era un buen camarada, un chavo noble que no le hacía nada malo a nadie”, comentó Sergio Sánchez, integrante de Titanes de Durango, con quien ‘El Pirata de Culiacán’ grabó los videos de sus temas ‘Esto se va a descontrolar’ y ‘El barco’.

Sanchez añadió que el joven youtuber era paisano suyo y lo conocía muy bien, al grado de que en varias ocasiones le dio consejos para que se alejara de la vida tan apresurada que tenía.


“En ocasiones le daba consejos, él deseaba alejarse de esto, pero ese era su personaje; te repito, sus errores le trajeron graves consecuencias”.
Por su parte Christian Navarro, de Gente de Rancho, grupo originario de San Francisco del Rincón, Guanajuato, comentó que ellos conocieron a ‘El Pirata de Culiacán’ en un baile en Salamanca, Guanajuato, y de ahí contactaron a su representante para contratarlo para un video.

“El chavo tenía muchos seguidores en sus redes sociales y por eso nos interesaba tenerlo en un video y pues no nos equivocamos, ya que el video que se llama ‘Las tres etapas’ en dos días alcanzó casi las 40,000 visitas, pero cuando él lo subió a sus páginas alcanzó las 100,000 reproducciones”.

Compartió que la relación que tuvieron con ‘El Pirata’ fue de manera profesional, aunque sí tuvieron tiempo de convivir con él y conocer el tipo de persona que era:
“Lo que descubrimos fue que era una persona lista, cuando trabajaba lo hacía en su juicio, él llegó a San Francisco del Rincón acompañado solamente de su representante, le dijimos de qué se trataba el video y lo hizo muy bien, natural, metido en su personaje”.

Navarro explicó que ‘El Pirata’ no estaba afectado de sus facultades mentales como mucha gente ha dicho, ya que sabía muy bien lo que hacía, a lo que se dedicaba y su negocio era el aparecer en redes sociales con los grupos o en bares y restaurantes donde le pagaban solo por que estuviera ahí tomando, ya que eso generaba mucha publicidad en las redes para sus negocios.

En fotos: así se hizo famoso 'El Pirata de Culiacán', el youtuber asesinado a balazos en México

Loading
Cargando galería


“No fue una gran amistad, pero sí lo llegamos a apreciar porque era un chaval muy accesible, la primera vez que lo contactamos lo manejaba otra persona que nos cobraba 50,000 pesos para que apareciera en nuestro video, pero su último representante nos cobró 20,000”.

El músico añadió que las veces que lo vieron siempre estaba sobrio, ya que en la vida real no era como la gente se lo imaginaba, pues además tenía planes de alejarse de esa imagen. “No siempre estaba tomado, eso solo lo hacía en sus videos o lo que hacía en sus redes sociales, él sabía que iba a ser difícil quitarse esa imagen, pues además era lo que le generaba dinero”.

Explicó que para un video musical ‘El Pirata de Culiacán’ cobraba entre 15 o 20,000 pesos, y aunque en los clips aparecía borracho o haciendo desfiguros, nunca llegó tomado a las grabaciones, coincidiendo con lo que dijeron los músicos de Titanes de Durango: “Pero para que se presentara en los bares o restaurantes sí llegó a cobrar entre 30 o 50,000 pesos, y solo lo contrataban para que ahí sí se emborrachara”.

Por su parte Luis Adame, integrante de Último Escuadrón, grupo que interpreta el corrido de ‘El Pirata de Culiacán’, comentó que fue el youtuber quien los contactó para que le cantaran su corrido, y como sabían de su éxito en redes sociales les pareció buena idea.

“Un día el chavalo nos mandó un mensaje solicitándonos que le compusiéramos un corrido, nosotros no componemos, pero le pedimos a un amigo compositor que se lo hiciera: nos mandó datos, su historia y se armó el corrido, esto fue en 2016”.


Compartió que cuando lo conocieron en Rosarito, Baja California, encontraron a un joven muy alegre, muy parlanchín y quien los sorprendió porque estaba sobrio, no borracho como en los videos. “ No tomó, nomás lo hacía en los videos, mucha gente dice que estaba medio tonto o que tenía problemas, pero no, el morro era a toda madre”.

De ahí inició una amistad y durante tres meses se la pasó en Tijuana con ellos, tiempo en el cual pudieron conocer quién era en verdad: “El morro quería ser famoso, se dejaba aconsejar, era un personaje de las redes y todo mundo quería grabar con él, la verdad nos dio ‘agüite’ que se muriera, porque él quería quitarse en un tiempo esa imagen que se tenía de su persona”.

Por su parte Beto Sierra, promotor musical y quien en un tiempo trabajó con él, dijo: “Cabe recalcar a quienes me atacan por la amistad, que la convivencia que tuvimos siempre fue sana, jamás anduvimos tomando mucho, menos induciéndolo al mal camino; en cambio en ocasiones traté se aconsejarlo de que aprovechara su fama para hacer algo bueno y no viviera la vida tan acelerada, él me decía que sí quería cambiar, pero para el fin de semana no faltaba la mala influencia que lo hacía caer al vicio”.

Publicidad
Actualizaciones importantes Hemos actualizado nuestra Política de Privacidad a partir del 19 de febrero de 2020.