null: nullpx
Protestas

Salt Lake City en estado de emergencia tras protestas por decisión en el caso de Bernardo Palacios-Carbajal

El gobernador de Utah, Gary Herbert, emitió la declaración de estado de emergencia el jueves en la tarde en respuesta a las manifestaciones violentas desatadas a raíz del anuncio del fiscal de distrito de Salt Lake de no presentar cargos contra los oficiales involucrados en la muerte de Bernardo Palacios-Carbajal.
10 Jul 2020 – 09:12 AM EDT
Reacciona
Comparte
Los manifestantes de congregaron poco tiempo después del anuncio del fiscal de distrito de Salt Lake, de no presentar cargos contra los oficiales involucrados en la muerte de Bernardo Palacios-Carbajal. Crédito: Univision

El gobernador de Utah Gary Herbert declaró emitió una declaración “estado de emergencia” en respuesta a las fuertes protestas del día jueves Salt Lake City, en respuesta a la decisión del fiscal de distrito del condado de Salt Lake Sim Gill, de no presentar cargos contra los oficiales de la policía de esa ciudad involucrados en la muerte de Bernardo Palacios-Carbajal cuando huía de ellos.

Una investigación llevada a cabo por la fiscalía de Salt Lake determinó que el uso de fuerza letal por parte de los agentes de la policía había sido justificado ya que Palacios-Carbajal portaba un arma de fuego, y los oficiales tuvieron un temor razonable de que la iba a usar en su contra.

Las manifestaciones se iniciaron poco tiempo después del anuncio de la decisión del fiscal de distrito el jueves al mediodía, y se fueron haciendo cada vez más violentas y beligerantes a medida en que pasó el tiempo. Un grupo de manifestantes se reunió en las puertas de la oficina del fiscal de distrito causando daños y destrozos en la fachada del edificio, dando lugar a la declaratoria de estado de emergencia.

Los manifestantes se había estado congregando a diario, exigiendo justicia para Palacios-Carbajal.


En horas de la noche la policía de Salt Lake City declaró la manifestación como ‘ilegal’ invitando a los manifestantes a dispersarse pacíficamente. Un grupo de manifestantes siguió marchando por la 500S, interrumpiendo el tráfico en el centro de la ciudad, por lo que la policía pidió a la ciudadanía evitar el área.

La policía dijo que los manifestantes habían usado gas pimienta contra algunos de sus oficiales, y que una de ellos resultó herido y requirió ser hospitalizado. La policía también informó que dos manifestantes fueron arrestados.

La alcaldesa Erin Mendenhall dijo a través de un comunicado que “los hallazgos del fiscal de distrito Sim Gill proporcionan evidencia significativa de las acciones justificables de los oficiales de policía de Salt Lake City". El comunicado de Mendenhall también dice que los oficiales “actuaron rápida y metódicamente en una situación muy difícil para detener lo que percibían como una amenaza mortal, que es exactamente lo que les pedimos. y lo que esperamos que hagan para proteger nuestra ciudad, todos los días".

El estado de emergencia se mantendrá vigente hasta el próximo 13 de julio a las 11:59 p.m.

Reacciona
Comparte

Más contenido de tu interés