null: nullpx
Kamala Harris

En Orange algunos recuerdan (y critican) la actuación de Kamala Harris en la peor masacre de la historia del condado

Como procuradora estatal, Kamala Harris dejó languidecer las acusaciones en un caso en el que el juez determinó que los fiscales y agentes del sheriff habían actuado ilegalmente y habían ocultado información.

12 Ago 2020 – 03:16 PM EDT
Reacciona
Comparte
Cargando Video...

La designación de la senadora Kamala Harris como compañera de fórmula del vicepresidente Joe Biden fue recibida con incredulidad por algunos en el conservador condado de Orange, bastión de los republicanos de California, sobre todo por quienes recordaron su intervención cuando era procuradora estatal en la peor masacre en la historia de la región.

La legisladora demócrata es hoy una de las voces más críticas a nivel nacional de la policía a partir de la muerte de George Floyd en Minneapolis, que originó una revisión a lo largo de la nación de las acciones policiales. Sin embargo, el recuerdo que dejó en Orange es de no haber actuado ante presuntas acusaciones de que los agentes del Alguacil y el fiscal actuaron manipularon pruebas en contra de un acusado.

“A lo largo de los años, las personas en la división criminal (de la procuraduría estatal) han sido relativamente conservadoras y muy solidarias con las oficinas del fiscal de distrito al tratar de mantener las condenas", dijo el ex procurador estatal, John Van de Kamp, en 2016 sobre la gestión de Harris, cuando esta ya era candidata al Senado.

¿Qué fue lo que no hizo Harris?

Scott Derekai mató a ocho personas en 2011 en un salón de belleza de Seal Beach en disputa por la custodia de un menor de edad que tenia con una de las empleadas. Durante el proceso para establecer la condena, el fiscal Tony Rackauckas pedía la pena de muerte, el juez Thomas Goethal, quitó el caso de la fiscalía diciendo que el derecho a un juicio justo había sido violado por falso testimonio y la retención de pruebas. El juez determinó que los agentes del Alguacil mintieron o retuvieron intencionalmente información sobre los informantes de la cárcel.

El caso pasó en marzo de 2015 a la entonces procuradora estatal Harris por la orden del juez, sin bloquear la peticion de pena capital. Por 16 meses el caso permaneció en un limbo con solo dos acciones: una apelación de la orden del juez y una investigación separada de los fiscales del condado, ambas dirigidas por la oficina de Harris. En ese entonces se consideró que ese proceso iba a tomar años.

Se cuestionó que Harris haya defendido las acciones del fiscal mientras lanzaba una investigación de los alguaciles en vez de esperar el resultado de la pesquisa para determinar que el fiscal actuó con propiedad. .

Harris entregó el caso en 2017 a su sucesor, Xavier Becerra, quien dejó morir la investigación en 2019 sin ninguna acción y sin un informe.

“Es una decisión horrible (la designación de Harris). En un momento como este, el país necesita un liderazgo sólido. Su historia pasada es suave con las fuerzas del orden", dijo Paul Wilson, el esposo de una de las víctimas de la matanza.

En agosto de 2017, Goethals dictaminó que Dekraai no era elegible para recibir la pena de muerte debido a la supuesta mala conducta de la fiscalía en el caso. Dekraai fue condenado a ocho penas de cadena perpetua sin libertad condicional y un período de siete años a cadena perpetua por intento de asesinato.

Te puede interesar en Destino 2020

Loading
Cargando galería
Reacciona
Comparte

Más contenido de tu interés