null: nullpx
Juegos Olímpicos

Jaime Espinal dio lo mejor de sí por Puerto Rico, pese a no lograr medalla

Espinal manifestó que estaba claro para la competencia, “yo lucho para Dios, para traer alegría a Puerto Rico. A mí nunca me presionan las medallas. ", dijo.
20 Ago 2016 – 07:51 PM EDT
¡Nuevo!

Presiona aquí para reaccionar

Reacciona
Comparte

SAN JUAN, Puerto Rico.- El abanderado de Puerto Rico, el luchador Jaime Espinal, se despidió con la frente en alto agradecido por el respaldo y respeto que el país le ha demostrado, al igual que a sus compañeros atletas de la delegación nacional en los XXXI Juegos Olímpicos Rio 2016.

Mañana, domingo, será el animador de su “hermano” Franklin Gómez, quien competirá en los 65 kilos.

Espinal no pudo vencer al cubano Reineris Salas Pérez en el primer combate de repechaje por la medalla de bronce en la división de los 86 kilos, celebrado en la tarde de este sábado en el mattre B del Carioca 2 en el Parque Olímpico.

Loading
Cargando galería


El duro combate finalizó favoreciendo a Salas Pérez, 6-4. Al final, el cubano perdió con el estadounidense J’den Cox, 5-0, la medalla de bronce.

“Quería ganarle mucho, mucho. Más por lo que significa para el país, porque sentía que ya era hora, por las muchas veces. Cada vez estoy más cerca, pero son cosas que pasan. Hoy le tocó a él”, indicó el luchador abanderado de Puerto Rico sobre su pelea con el cubano que mejora su record 4-0 ante el dominico-boricua.

En el primer combate del día, Espinal lo perdió ante el turco Selim Yasar, 5-2. El rival de Turquía arrastró a Espinal al repechaje por conseguir grandes victorias sobre el cubano Salas Pérez (5-2) y el estadounidense Cox, 2-1.

“Mi estrategia estaba ahí. Tranquilo el primer tiempo. Reservándome, porque no es fácil mantener una velocidad con un tipo que está bien fuerte. Entonces, en el segundo tiempo fue donde nos soltamos. Marqué mis cuatro puntos (por una semisuplé). Se fue la pelea cuando él me tiró abajo”, explicó Espinal.

Dentro de su análisis, el medallista de plata en Londres 2012 indicó que cuatro de los cinco mejores luchadores de América estaban en los Juegos Olímpicos y que, de los 23 competidores, 10 atletas tenían la posibilidad de ganar el evento.

“Definitivamente, no era como yo quería terminar. Satisfecho, porque lo di todo. Lo que pasó en Londres fue algo que Dios me dio. Después fui a los Centroamericanos y llegué bronce. Ya ustedes ven aquí, el cubano y el venezolano estaban aquí. Estamos entre los primeros ocho. El nivel está duro”, anotó.

Espinal manifestó que estaba claro para la competencia, “yo lucho para Dios, para traer alegría a Puerto Rico. A mí nunca me presionan las medallas. Claro que me gustaría traerlas, tener más logros, porque podré impactar más gente. Al final, estoy baqueao por Dios y él tendrá un plan conmigo”.

La división de los 86 kilos fue para el ruso Sadulaev con victoria 3-0 sobre el turco Yasar.


Reacciona
Comparte

Más contenido de tu interés