Juegos Olímpicos

Gobernador abre las puertas de La Fortaleza a la delegación olímpica de Puerto Rico

El Primer Ejecutivo recibirá a los atletas durante una reunión privada y luego celebrará un acto de reconocimiento a las 12:30 que será abierto al público.
22 Ago 2016 – 7:53 PM EDT

SAN JUAN, Puerto Rico. - El gobernador Alejandro García Padilla recibirá este martes, en el Palacio de Santa Catalina, a la delegación que representó a Puerto Rico en los Juegos Olímpicos celebrados en Río de Janeiro.

La Fortaleza abrirá sus portones a partir de las 12:30 de la tarde para que el público también pueda participar de la celebración y compartir con los atletas.

Durante la actividad, el primer ejecutivo aprovechará para reconocer el desempeño de la delegación boricua.

Además, habrá un acto de reconocimiento del cual participará el mandatario, los atletas y la presidenta del Comité Olímpico de Puerto Rico (Copur), Sara Rosario, que podrá ser presenciado por las personas que lleguen a la mansión ejecutiva.

Previo a la ceremonia pública, García Padilla compartirá con la delegación durante una reunión privada.

En la actividad estará presente la primera dama Wilma Pastrana Jiménez y el secretario del Departamento de Recreación y Deportes, Ramón Orta, entre otras personalidades.

La delegación celebrará además con una caravana por San Juan el cierre de los Juegos Olímpicos de Río de Janeiro 2016, con la participación de todos los atletas puertorriqueños.

El evento dará inicio a las 2:00 p.m. con la gran caravana comenzando en la avenida Baldorioty de Castroy hará una parada en el San Jorge Children's Hospital para luego continuar su trayecto hasta el coliseo de Puerto Rico José Miguel Agrelot (Choliseo).

El pasado sábado arribó a la isla Mónica Puig, primera medallista de oro olímpica de Puerto Rico y fue recibida por García Padilla en un evento protocolar en el Aeropuerto Internacional de Isla Verde.
Aunque se trató de un evento sencillo y no había una celebración de pueblo planificada, cientos de puertorriqueños se dieron cita tanto en el aeropuerto como en las zonas aledañas y se formó, de forma improvisada, una caravana.

Con la policía de escolta, Mónica fue llevada hasta el hotel en el cuál se estará quedando en la isla. Mientras, decenas de autos la seguían tocando bocina y con la monoestrellada en mano.

Poco a poco, miembros de la delegación puertorriqueña han ido arribando a la Isla procedentes de Brasil conforme han culminado sus respectivos compromisos deportivos. En la noche del lunes arribaría el último grupo, que incluía a los luchadores Jaime Espinal y Franklin Gómez.

Más:


Más contenido de tu interés