Juicios

César Miranda: "Vamos a ir hasta las últimas consecuencias"

A pesar de la desestimación de los cargos contra Luis G. Rivera Seijo por el asesinato de Lorenzo, el Secretario de Justicia insiste en su culpabilidad.
8 Jun 2016 – 11:01 AM EDT

SAN JUAN, Puerto Rico. El secretario de Justicia, César Miranda, reaccionó “sorprendido” ante la determinación de la jueza Vilmary Soler Suárez al desestimar las imputaciones contra Luis Gustavo Rivera Seijo, alias El Manco, por la muerte del niño Lorenzo González Cacho, de 9 años.

“La determinación emitida por el tribunal es sorprendente, al no reconocer la existencia de causa en este caso. Anteriormente, en la vista preliminar original se presentó prueba suficiente que superaba el quantum de probabilidad requerida en una vista preliminar, por lo que entendimos que se debió haber determinado causa”, expresó Miranda.

El funcionario opinó que en esta vista en alzada la prueba expuesta ha sido aún más categórica y vinculante al imputado, Rivera Seijo, por los hechos cometidos en el asesinato del niño Lorenzo.

“Como cuestión de derecho, nos resulta verdaderamente inexplicable la determinación del tribunal”, reiteró el secretario de Justicia en declaraciones escritas.

Consideró que “ha llegado la hora de que en Puerto Rico se defina de forma clara cuál es el verdadero alcance y función de la vista preliminar en nuestro procesamiento criminal”.

“Es fundamental e impostergable una definición que oriente a todos los fiscales, a los abogados y al público sobre qué verdaderamente constituye en esta etapa de los procedimientos una probabilidad de que se cometió un delito y que el imputado fue el responsable”, aseguró.

Miranda consideró que “a esos efectos, he solicitado a la Procuradora General de Puerto Rico y al jefe de los Fiscales de Puerto Rico que evalúen las circunstancias de las decisiones emitidas en este caso ante la posibilidad de que recurramos en revisión judicial”.

“Definitivamente, vamos a ir hasta las últimas consecuencias en nuestro empeño de que se haga justicia en el caso del asesinato de este infante, el niño Lorenzo, crimen que nos negamos a que quede impune, y del que no nos cabe la menor duda de que la prueba hasta ahora presentada indica que fue cometido por el señor Rivera Seijo”, agregó.

Miranda expresó “a la familia González Cacho, nuestro compromiso de que continuaremos con el mayor esfuerzo para lograr que se haga justicia en este cruel asesinato”.

El trágico suceso ocurrido el 9 de marzo de 2010 es desestimado por segunda vez por un magistrado, ya que en primera instancia lo hizo el juez Carlos Salgado Schwarz en abril pasado.

La jueza Soler Suárez expresó que es menester considerar las contradicciones respecto a lo que declararon los testigos y que al imputado se le mostraron fotos de la escena, “siendo así, nos parece que esto incide en el valor probatorio y la evidencia física”.

“Evaluada la evidencia física entendemos que esa prueba física no evidencia la presencia del señor imputado en la escena”, argumentó en sala ante la expectación de los fiscales, los abogados y el público.

Al determinar que “es nuestra obligación en derecho determinar no causa” contra Rivera Seijo, la jueza también destacó que “algunas de las evidencias físicas imputadas resultan impugnatorias de sí mismas, al igual que los testimonios de los testigos respecto a asuntos medulares de la controversia”.

Más:


Más contenido de tu interés