null: nullpx
Inmigración

“Ha sido un ciudadano ejemplar”: juez ordena liberar al inmigrante ecuatoriano detenido al entregar una pizza en una base militar

Pablo Villavicencio permaneció detenido 53 días, bajo amenaza de inminente deportación. El juez de Nueva York Paul Crotty dijo que no representa ningún peligro para la sociedad y que puede quedarse en Estados Unidos mientras agota su derecho de intentar obtener un estatus legal.
25 Jul 2018 – 1:53 AM EDT

Tras 53 días confinado en una cárcel de Nueva Jersey, un juez federal de Nueva York ordenó este martes dejar en libertad a un repartidor de pizza ecuatoriano que fue detenido con fines de deportación luego de entregar un pedido en una instalación del Ejército en Brooklyn.

“Aunque permaneció en Estados Unidos de forma ilegal y actualmente está sujeto a una orden final de deportación, ha sido un ciudadano ejemplar”, escribió el juez de distrito Paul Crotty sobre el ecuatoriano Pablo Villavicencio.

El juez neoyorquino dijo que Villavicencio, de 35 años de edad, puede quedarse en Estados Unidos mientras agota su derecho de intentar obtener un estatus legal.

Durante la audiencia los abogados del ecuatoriano informaron al juez que Villavicencio recibió una citación para comparecer el 21 de agosto a Inmigración con relación a dicha solicitud.

El juez emitió el fallo después de escuchar argumentos el martes, cuando puso en aprietos a un abogado del gobierno sobre el esfuerzo de las autoridades de inmigración para hacer cumplir una orden de deportación de 2010 y cuestionó la necesitad de detener y deportar rápidamente a Villavicencio.


Crotty preguntó al abogado del Gobierno si tienen algún concepto de lo que es justicia y el porqué de la necesidad de deportar a Villavicencio.

El juez preguntó, en dos ocasiones, al fiscal por qué Villavicencio fue detenido, por qué consideran que representa una amenaza para la comunidad si no ha cometido ningún crimen.

Tras las preguntas del juez se escucharon aplausos en una segunda sala del tribunal desde donde un grupo de periodistas y activistas seguía el juicio por circuito cerrado.

El fiscal se limitó a contestar que es común que una persona con orden de deportación sea detenida.

El ecuatoriano solicitó permanecer en Estados Unidos luego de que se casó con una ciudadana estadounidense, con quien tiene dos niñas. El juez mencionó a las menores y dijo que son ciudadanas estadounidenses.


“No tiene antecedentes penales”, escribió el juez. “Ha pagado sus impuestos. Ha trabajado de manera diligente para mantener a su familia”.

"Pablo Villavicencio está libre esta noche", señalaron en un Twiter sus abogados de oficio de la Legal Aid Society, que pidieron su libertad durante una abarrotada audiencia en la corte federal para el distrito sur en Manhattan, en la que Villavicencio no estuvo presente.

Tras la decisión del juez, Villavicencio salió de la prisión pasadas las 9:20 pm ET. "Gracias por creer en mí. Gracias a Dios estoy con mi familia y con mis hijas", dijo el hispano una vez que ya estuvo en la calle.

Y aprovechó para lanzar un mensaje a los que, como él, están en una situación parecida: "Que luchen, que luchen, que no dejemos de dejar pasar las cosas".

Además, se mostró muy agradecido al afirmar que "amo a este país, lo adoro porque me dio a mi familia, me dio mis hijas, pero no comparto la intolerancia y el irrespeto del gobierno actual".

La esposa del ecuatoriano indicó que estaba en su casa ubicada en Hempstead esperando un automóvil que la llevara al centro de detención, para reunirse con su esposo y los abogados.

"Finalmente la familia será reunida después de estas horrorosas semanas. Continuaremos apoyándoles para mantenerles juntos", indicó antes de su liberación la organización Se Hace Camino Nueva York que ha brindado el apoyo a la familia y la asistencia legal a través de Legal Aid.

Adriene Holder, abogada en Legal Aid Society, dijo que “el derecho, la humanidad y la moralidad” prevalecieron y que la familia Villavicencio al fin “ha recibido una dosis crucial de alivio de su pesadilla de 53 días”.

“Esta decisión debería servir como una reprimenda contra el gobierno del presidente (Donald Trump) y su cruzada despiadada de separar a las familias” migrantes, indicó Holder en un comunicado.

Abrazos, llanto y emoción: las imágenes de los reencuentros entre padres e hijos que han sido separados en la frontera sur

Loading
Cargando galería

Más contenido de tu interés