null: nullpx
Masacre en Orlando

Comienza juicio a viuda de Omar Mateen, acusada de ayudarlo a llevar a cabo la masacre en Pulse

Noor Salman está acusada de ayudar a Omar Mateen a planificar el ataque a la discoteca de Orlando en 2016. Ella asegura que fue víctima de abusos por parte de su marido y que no sabía nada del ataque que dejó 49 muertos.
1 Mar 2018 – 12:27 PM EST

Este jueves comenzó el juicio contra Noor Salman, la viuda del autor del ataque a la discoteca Pulse, en Orlando, que dejó 49 personas muertas y 53 heridas.

La mujer de 31 años es acusada de haber colaborado días antes de la masacre con su marido, Omar Mateen, quien murió en el ataque luego de que agentes policiales lo abatieran en la escena. El tiroteo masivo se convirtió en uno de los más letales de la historia de EEUU solo es superado por el tiroteo en Las Vegas en octubre de 2017.

Los fiscales también intentarán demostrar que Salman mintió a agentes del FBI sobre lo que realmente sabía de los planes de su esposo. De ser hallada culpable, enfrenta una condena de cadena perpetua.

Salman inisiste en que no sabía nada y que su esposo la maltrataba física y psicológicamente.

Sus abogados defensores tratarán de demostrar los abusos a los que fue sometida como ama de casa y madre de un menor de tres años. Este argumento de la defensa es uno de los más sólidos y podría evitar que la mujer vaya a prisión.


Salman dijo en una entrevista al diario The New York Times en noviembre de 2016 que comenzó a ser maltratada por su esposo seis meses después de casarse, incluso cuando estaba embarazada.

En enero de 2017 fue arrestada para enfrentar estas acusaciones y desde entonces está en prisión.

Los fiscales del caso indican que ella y su esposo hicieron arreglos financieros antes del ataque y se inventaron una historia para crear una coartada sobre lo que estaría haciendo Mateen horas antes del tiroteo.

Agentes del FBI aseguran que ella confesó haber ido con Mateen a la discoteca días antes para estudiar el lugar como posible blanco. Incluso en la noche del ataque, de acuerdo a la información del Buró, Salman le dijo a la madre de Mateen que su hijo saldría a cenar con un amigo.

Esto está siendo usado como parte de la acusación que la compromete en un presunto complot para llevar a cabo el ataque al bar y discoteca frecuentado por gays.

Este jueves se espera que sean escogidos los jurados de un pool de unas 600 personas, una tarea que podría ser difícil a la hora de su selección final debido a que el juicio se desarrollará en el centro de Orlando a pocas millas del lugar del ataque.

Desde que se produjo la masacre, los investigadores tenían indicios de que Salman sabía de la intención de su marido de atentar contra el local.

Sin embargo, en enero de 2017 cuando fue detenida, se declaró inocente de los cargos que se le imputan y negó que conociera los planes criminales de su marido así como que mintiera a las autoridades al respecto.

Salman y Mateen se conocieron por internet y se casaron en 2011. La mujer tiene ascendencia palestina y creció en un pequeño suburbio de la ciudad californiana de Rodeo, cerca de San Francisco, a donde regresó con su hijo después de la masacre.


Los maniquíes que no olvidan la masacre en Orlando

Loading
Cargando galería

Más contenido de tu interés