null: nullpx
Salario

Exhiben explotación en talleres de costura de famosas tiendas que pagaban $4 por hora

Una investigación del Departamento del Trabajo precisa que Forever 21, TJ Maxx y Ross contratan talleres de explotación laboral en el sur de California para la fabricación de sus prendas, pero se deslindan al usar intermediarios.
17 Nov 2016 – 9:25 PM EST

LOS ÁNGELES, California.- Talleres de costura que operan en el sur de California y que abastecen a reconocidas tiendas de ropa como Forever 21, TJ Maxx y Ross Dress for Less han estado explotando a sus trabajadores con sueldos muy por debajo del salario mínimo, anunció este miércoles el Departamento del Trabajo de Estados Unidos (DOL) al dar a conocer los resultados de una investigación.

En algunos casos, recalcó el DOL, los empleados recibían 4 dólares por hora cuando el salario mínimo en California es de 10 dólares.

El DOL informó que entre abril y julio de este año llevó a cabo una investigación en 77 talleres de costura de Los Ángeles que abastecen ropa a algunas de las compañías más grandes del país.

En el 85% de los casos, señala el DOL, descubrieron violaciones laborales, además de que las compañías no pagaron salarios que llegaron a sumar más de un millón de dólares.

El pago promedio en los talleres de costura del sur de California que los investigadores del DOL detectaron fue de 7 dólares por hora.

El DOL anunció que los talleres de costura y algunas compañías que operan como intermediarias entre las fábricas y las tiendas, tendrán que pagar 1.3 millones de dólares a los trabajadores.

Tiendas se visten con intermediarios

Sin embargo, señalaron las autoridades, debido a que las tiendas de ropa mantienen distancia de los talleres de costura a través de diferentes proveedores, podrían seguir adquirieron las prendas que se elaboran en los llamados 'sweatshops' o fábricas de explotación laboral.

“Este modelo de negocio las ha protegido de cualquier responsabilidad legal”, dijo Rubén Rosález, administrador regional del DOL.

El problema, mencionó, es que desde hace años las tiendas han establecido los precios que quieren pagar a los talleres de costura.

La tienda le pide al fabricante que le hagan cierta prenda por tal precio, si no acepta, se va con otro taller, y a final de cuentas son los trabajadores, al final de la cadena de producción, quienes resultan los afectados, explicó Rosález.

La investigación del DOL indica que tiendas como Macy’s y Nordstrom’s han tenido relación de manera directa con este tipo de talleres que explotan a sus empleados, pero que las compañías que Ross, Forever 21 y TJ Maxx son las más infracciones cometieron.

Mariela Martínez, organizadora del Garment Workers Center (GWC), comentó que los resultados de esta investigación confirma la explotación laboral en los talleres de costura, pero además demuestra que en el problema también están involucradas las grandes tiendas.

"La explotación de los trabajadores proviene de más arriba en la línea de producción, porque tiendas como Ross, Forever 21 y TJ Maxx están pagando muy poco a los fabricantes", mencionó la representante de GWC, un grupo que organiza a los trabajadores de la costura en Los Ángeles y que este sábado estará protestando afuera de una de esas tiendas.

Actualización 11/17/2016
Forever 21 emitió una declaración en la que asegura colaborar con el DOL al requerir a todos sus proveedores que cumplan con la leyes laborales de California, específicamente la relacionada con el salario.

La compañía de ropa asegura que el DOL está sancionando las prácticas de vendedores intermediarios y sus contratistas independientes, las cuales no pertenecen a las tiendas.

“Forever 21 no es propietaria ni opera ninguna de las empresas intermediarias o contratistas involucrados, esas entidades son completamente independientes de Forever 21 y hacen negocios independientes”, señala el comunicado.


Más contenido de tu interés