Tráfico de Personas

Arrestan a un 'coyote' por la muerte de una joven mexicana que llevaba escondida en su camioneta

El presunto traficante de personas fue detenido luego de que dos personas lo vieron arrastrando el cadáver de la mujer en un camino solitario en la ciudad de San Juan Capistrano, California, al filo de la medianoche del domingo.
22 Jun 2017 – 9:03 PM EDT

LOS ÁNGELES, California.- Autoridades del condado de Orange, en California, arrestaron el domingo a un presunto traficante de personas después de que una mexicana indocumentada que él habría recogido en San Diego, cerca de la frontera con México, perdió la vida mientras se ocultaba en la parte trasera de su camioneta.

El supuesto 'coyote', Efrén Jiménez, de 26 años, fue detenido por agentes del Sheriff del condado de Orange, luego de que dos personas lo vieron arrastrando el cadáver de la mujer en un camino solitario en la ciudad de San Juan Capistrano al filo de la medianoche del domingo, según la acusación.

Al momento las autoridades solo han identificado a la víctima, de 33 años, con las iniciales C.C.M. La oficina del sheriff dijo a Univision Noticias que aún no ha notificado este deceso a sus familiares en México.


"Recuperamos su cuerpo en la ciudad de San Juan Capistrano el 18 de junio en la zona de la avenida La Novia y Valle Road", dijo la teniente Lane Lagaret, vocera del Sheriff de Orange.

"Detectives del sheriff continúan investigando la muerte de la mujer y enviarán cualquier cargo aplicable a la Fiscalía del condado de Orange si se determina que se cometió un crimen", agregó Lagaret.

La agencia mencionó que ya se le practicó una autopsia al cadáver, pero señala que la causa de muerte "está todavía bajo revisión", pendiente de los resultados toxicológicos de la Oficina del Médico Forense del condado.

El 'coyote' habría intentado deshacerse del cuerpo de la mujer en un paraje cercano a la autopista 5, una de las más transitadas del sur de California, y de un concesionario automotriz Volkswagen.

Durante un interrogatorio en las oficinas centrales del Sheriff de Orange en Santa Ana, el acusado declaró que había recogido en su camioneta Nissan Titan a la joven alrededor de las 5:30 pm del domingo en Campo, California, cerca de una estación de la Patrulla Fronteriza en San Diego. También llevaba a un hombre de unos 40 años que las autoridades identifican con las iniciales U.M.

Jiménez mencionó que notó que la mujer estaba cojeando.


Contrabando fatal

El acusado aseguró que un sujeto apodado 'Chorizo' le ofreció un pago de 380 dólares por transportar a dos personas de San Diego a Los Ángeles. Su contacto, dijo, le advirtió que la mujer era "lenta".

De acuerdo a una declaración que un agente del Departamento de Seguridad Nacional (DHS) entregó a un tribunal federal, el supuesto 'coyote' le pidió a la mujer que se escondiera en el suelo de la parte trasera de su camioneta pick-up y al hombre le ordenó que se recostara sobre el asiento trasero.

Luego de que les proporcionó agua, el hombre en la parte trasera le habría comentado que la mujer tenía asma. Tras una parada para cargar gasolina, Jiménez tomó la carretera 5 rumbo a Los Ángeles, pero poco después notó que la salud de la mujer se desmejoraba.

"Antes de la intersección de las carreteras 78 y 5, cerca de Carlsbad, California, C.C.M. (la mujer) comenzó a temblar", y el otro hombre le indicó que ella " se estaba muriendo", cita la acusación.

El 'coyote' llamó entonces a 'Chorizo' para avisarle lo que estaba pasando y este le pidió que tratara de salvar a la mujer dándole respirando de boca a boca. Jiménez obedeció y se salió de la carretera en Las Pulgas Road, pero al agitar a la mujer notó que estaba fría, señal de que había muerto.

Después entró nuevamente a la autopista y a la altura de San Juan Capistrano, volvió a cargar gasolina en una sucursal de Arco y cerca de ahí, en un restaurante Carl’s Jr., bajó al hombre indocumentado.

"Luego Jiménez llamó a 'Chorizo' y este le pidió que dejara el cuerpo (de la mujer) detrás de una tienda 7-eleven y que llamara al 911", según la versión del agente del DHS.

Sin embargo, el hombre trató de deshacerse del cuerpo en un paraje apartado. Cuando él arrastraba el cadáver lo vieron dos hombres, quienes lo detuvieron en el lugar y le tomaron el pulso a la mujer. Ahí notaron que estaba muerta. Antes de que llegaran los agentes del sheriff, los hombres le permitieron a Jiménez que le llamara a su "novia" en Tijuana, México.

Durante la conversación telefónica, el 'coyote' expresó las frases: "pasó algo malo", "un problema" y "te amo".

Jiménez fue transportado a las oficinas centrales del Sheriff en Santa Ana y quedó bajo custodia del DHS.

Vea también:


Camionetas piratas en el contrabando en la frontera

Loading
Cargando galería


Más contenido de tu interés