null: nullpx
Vivienda

Unos 20 mil hogares del sur del Valle podrían enfrentar el desalojo debido al impacto económico del coronavirus

Un estudio de la organización sin fines de lucro Faith in the Valley advierte sobre las familias que se encuentran en riesgo de perder su vivienda, una vez que se deroguen las órdenes de protección en contra de los desalojos.
9 Ago 2020 – 08:23 PM EDT
¡Nuevo!

Presiona aquí para reaccionar

Reacciona
Comparte
Cargando Video...

BAKERSFIELD, California.- Más del 40% de los residentes del condado de Kern son inquilinos, y al menos un 40% de ellos pagan alquileres a precios no asequibles. Ellos estarían en riesgo de enfrentar un desalojo, según un reciente reporte de la organización Faith in the Valley, Fe en el Valle.

Esto significa que cada vez es más inalcanzable accedera una vivienda a un precio razonable, o que no supere el tercio del salario del grupo familiar. En Bakersfield, en el condado de Kern y en gran parte de California, la situación es bastante similar.

Para el 2016, la consultora estratégica Mckinsey & Co. estimó que el estado dorado presentaba una falta de unas 3.5 millones de unidades de vivienda, lo que un estudio reciente sugiere que el objetivo podría ser alcanzado para el 2050.

Aunque el gobernador Gavin Newson ha incentivado la creación de viviendas asequibles en Californnia en ciertos áreas del estado, el condado de Kern tiene una escasez de 26 mil unidades de vivienda, lo que representa una tasa de vacancia del 2%.

La organización Fe en el Valle, a cargo del análisis, indica que las familias que viven al sur del Valle deben ganar al menos $17.5 la hora para que puedan pagar una renta promedio mensual de $925, lo cual en la práctica no ocurre.

Los redactores del informe están pidiendo a la Junta de Supervisores del condado de Kern que debe actuar inmediatamente, y promulgar una orden similar a la emitida por los condados de San Francisco y Alameda, donde la moratoria que prohíbe los desalojos se extendió hasta el 31 de diciembre de 2020.

La medida del Consejo Judicial en California establece que no se procesarán notificaciones de desalojo durante la pandemia del coronavirus hasta al menos el 30 de septiembre. Sin embargo, los defensores de los inquilinos argumentan que si no existen protecciones para las familias vulnerables estos podrían quedar en la calle. Muchos no tienen para pagar los meses de alquiler que adeudan.


En este sentido, la organización también realiza un llamado para que se cree un fondo de emergencia para inquilinos y propietarios, que permita dar estabilidad a las familias de bajos ingresos y/o que enfrentan el desempleo a causa del coronavirus.

"La Legislatura del Estado de California debe aprobar AB 1436 para detener permanentemente los desalojos por falta de pago del alquiler debido al COVID-19, además de proporcionar a las familias un período de 12 meses para el pago atrasado" dice el reporte de la organización Faith in the Valley.

Unas 20 mil familias, entre ellos 24 mil niños, estarían en riesgo del desalojo, si no se toman medidas inmediatas. Esto agudizaría la crisis de vivienda ya presente en California, advierten los informantes.

Loading
Cargando galería
Reacciona
Comparte

Más contenido de tu interés