null: nullpx
Criminalidad y Justicia

Declaran culpable de asesinato a un líder de la pandilla Bandidos en Texas

Howard Wayne Baker, presidente del club motorizado en Fort Worth, fue hallado culpable de haber autorizado el ajusticiamiento de un hombre en las afueras de un bar.
13 Jun 2017 – 8:06 PM EDT

DALLAS, Texas. - Un jurado en el Norte de Texas determinó que un líder local de la pandilla motorizada Bandidos ordenó la muerte de un rival durante una emboscada en un bar en la ciudad de Fort Worth.

Se espera que este martes se inicie la fase de sentencia en contra de Howard Wayne Baker, quien podría enfrentar cadena perpetua por la muerte de Geoffrey Brady, de 41 años de edad.

A Baker, de 62 años y considerado el presidente de los Bandidos en Fort Worth, se le encontró culpable de asesinato, asalto agravado, dirigir una pandilla y participar en una organización criminal por el incidente, ocurrido el 12 de diciembre del 2014 en el bar Gator’s Jam Inn. Brady era integrante de los Ghost Riders.


Miembros del grupo Bandidos Motorcycle Club han sido vinculados a crímenes que van desde asesinatos hasta el tráfico de drogas. Fue una de las pandillas involucradas en el tiroteo que dejó nueve muertos y 18 heridos en Waco en el 2015.

Los abogados de Baker insistieron el viernes que el estado no había presentado suficiente evidencia para comprobar que fue él quien mandó a matar a Brady, quien falleció de múltiples heridas de bala, de acuerdo con el Star-Telegram.

Durante el juicio, la fiscal Allenna Bangs argumentó que Brady fue ejecutado en frente de su esposa y amigos.

“Lo rodearon parados en círculo y Howard Baker estaba en ese círculo”, señaló Bangs.

El departamento de Seguridad Pública de Texas considera a los Bandidos, formados en los años 60, como una pandilla ilegal y la clasifica en el segundo nivel de organizaciones más peligrosas en el estado, junto con los Aryan Brotherhood of Texas y los Sureños, de acuerdo a un reporte del 2015.

Contrario a lo sucedido en aquel bar en el 2014, los Bandidos suelen ser discretos en sus actividades ilegales y evitan atraer la atención de las autoridades, según el informe estatal.

El reporte destaca que la pandilla también ha querido ganar popularidad organizando actividades de caridad y les gusta reclutar a integrantes que no hayan tenido antecedentes criminales.

Este año, el grupo solicitó convertirse en una organización sin fines de lucro, la USARG. En mayo, pidió al departamento de estado de Texas actuar bajo el nombre Bandidos Motorcycle Club United States, según reportó el San Antonio Express-News.

Vea También:


Tiroteo deja nueve muertos en Waco, Texas

Loading
Cargando galería

Más contenido de tu interés