null: nullpx

Rihanna: cuatro looks que usará esta noche en su concierto en Miami

Unas botas de cuero que se trepan hasta su cintura y un vestido Armani lleno de Swarovsky hacen parte de su apuesta para hoy.
15 Mar 2016 – 1:45 PM EDT

Por Angélica Gallón S | @univisiontrends

Para el Anti Tour de Rihanna, que hoy aterriza en America Airlines Arena en Miami, la cantante trató de traducir la rareza de su más reciente álbum en una apuesta de vestuario que, si bien, mantiene su estilo sexy, la muestra también osada, amante de la vanguardia, y de las referencias del hip hop y su oversize.


El responsable del diseño de estilo de toda la gira fue nuevamente Mel Ottenberg, un hombre que ha trabajado con grandes como Terry Richardson, David LaChapelle y con famosas como Britney Spears.

Echando mano de diferentes diseñadores que pasan por los más famosos como Armani y Manolo Blahnik hasta diseñadores alternativos de vestuario y joyas, estas serán las maneras como Rihanna los conquistará hoy a todos sobre el escenario.

Cuatro looks, cuatro momentos

1. En la tarima Rihanna aparecerá con una chaqueta tipo cargo, larga a los lados, diseñada por Craig Green con su cara tapada, (como una bid girl lo sabe hacer) con una enorme capucha cantando su balada Stay.

2. Su chaqueta llena de amarres y cortes le dará paso a un minúsculo body plateado diseñado por uno de sus más fieles compañeros en sus tours, Adam Selman. Pero lo que de verdad dejará a todos boquiabiertos son unas botas largas de gamuza que llegan hasta su cintura creadas por Giuseppe Zanotti, una apuesta que hace ver a la diva como si fuera una muñeca.


3. El imperio de tonos muy camel y cálidos continúa con un vestido enterizo (catsuit) que siluetea el cuerpo de la cantante y que bajo los reflectores la hace parecer como si estuviera desnuda. Lo único que revela que está vestida son unas costuras en forma de cruz que parecen que cosieran su piel. De nuevo el diseño es de Adam Selman y las botas a los tobillos (ankle boots) fueron creadas por Monolo Blahnik, quien ahora es muy cercano a la diva con la que desarrollará una colección de zapatos de lujo para mayo.

4. Pero no todo será estilo raw y étino. El concierto le dará paso al glamur al que la artista tiene acostumbrado a su público, con un vestido, que en realidad es un jump suit, creado por Armani Privé, todo bordado a mano en cristales Swarovsky. Los que lo han visto ya en Jacksonville, Florida celebraron la cadencia del vestido y la manera como lució bajo los reflectores.


Un cierre brillante para una noche que celebra el regreso musical de Rihanna después de casi cuatro años de ausencia.

Más contenido de tu interés