null: nullpx
Celos

Celos… ¿hasta dónde?

Los celos son armas de doble filo que te pueden ayudar si sabes identificarlos.
8 Mar 2016 – 8:53 AM EST

Por Valeria León | @UnivisionTrends


Hasta cierto punto los celos en una relación son normales, pero lo que puede llegar a impactar en tu relación de pareja es la manera como los sobrellevas.
Si demandas atención de tu pareja todo el tiempo, o si quieres siempre saber dónde o con quién se encuentra, si controlas su vida social, con quién habla o a quién ve, son algunas reacciones o síntomas que indican que los celos se están convirtiendo en un problema en tu relación. Si no es que ya lo son y de un modo grave.

Existe una hipótesis que predice una interdependencia entre la cercanía como una causa de celos potenciales. Si te sientes muy cercano a tu pareja se desencadena un miedo de perder a la persona, debido a que te encuentras enteramente involucrado con él o con ella. De acuerdo con la investigación realizada en Estados Unidos para medir los diferentes tipos de reacciones ante los celos, los autores postularon una visión negativa en el mundo occidental respecto a sentir celos. Sin embargo, existe una corriente académica que plantea los celos como algo positivo.

En la investigación contenida en el libro “Celos en la Adultez”, los autores concluyen que los celos pueden funcionar de manera positiva en una relación ya que motivan a comportarse como protector de la relación, además de tener un rol de alerta hacia alguna amenaza. En ese caso, parecen funcionar como la adrenalina.



Si no me celas, no me amas

Algunas personas consideran que sentir celos por parte de su pareja es sentirse queridos. Sin embargo, parece ser todo lo contrario. Este comportamiento que desencadenan los celos y que a menudo busca dominar todo lo que la pareja hace es un síntoma de control, no de amor.
Al inicio, esta actitud hacia tu pareja puede sentirse bien, sentirse deseado y querido, pero esta situación puede evolucionar y complicarse. Son un síntoma de que la persona se siente amenazada por el miedo a perder a su pareja o por querer asegurar fidelidad en la relación. Los celos muestran un deseo o necesidad de mantener el poder y también pueden ser un síntoma de nuestra propia salud emocional, indicativo de problemas de autoestima o confianza.
Lo que sí es claro es que se originan por cuatro causas principales, sentir inseguridad; sentirte impotente o sin voz o autoridad; dudar de ti mismo; sentir que tus necesidades no están cubiertas.



Empieza por ti

Si después de leer este artículo te identificas con ciertas situaciones, considérate una persona celosa. Generalmente, los celos tienen raíces y orígenes profundos en la atención de los padres y el afecto temprano en la vida; a veces en experiencias posteriores reales de pérdida o rechazo por parte de un ser querido.

El primer paso para recomponerse y apelar a tener una relación o futuras relaciones más sanas es aprender a sentirse bien contigo mismo. El nivel de confianza que tienes en ti mismo se refleja en tus comportamientos.
Lo que diferencia a una persona segura de sí misma a otra que no lo es, es que la primera acepta sus errores y aprende de ellos, mientras que la segunda trata de ocultarlos. Por ejemplo, si no tienes confianza en ti mismo dejarás que tu pasado domine tu presente, dejarás que lo que piense u opine la gente sobre ti te defina o influya en la imagen que tienes sobre ti mismo.

Mantenerte en una zona de confort y no arriesgar para evitar sentir el fracaso sólo te estancará más: procura buscar nuevas experiencias y empezar proyectos para alcanzar tus metas. Un paso importante para empezar a trabajar en ti, e impedir que los celos te gobiernen, es identificar los pensamientos negativos que tienes en el día para transformarlos en positivos. Rodearse de un ambiente sano y de personas amables ayudará a mejorar tu actitud y tu confianza personal.

Como muchas cosas en la vida, construir confianza en uno requiere de balance. Esto no es un proceso fácil ni rápido, así que ten paciencia, pero no dejes de trabajar.


Más contenido de tu interés