Casa

El incansable (y camaleónico) Jaime Hayón

Este español tiene apenas 42 años de edad pero ya 20 de ser uno de los grandes protagonistas en el mundo del diseño.
13 Abr 2016 – 5:24 PM EDT

Hayón, primero llamó la atención por el sentido del humor con que proponía piezas en un estilo que la galería David Gill, de Londres, bautizó como Barroco Mediterráneo Digital.

Jaime demostraría muy poco tiempo después que la ironía era solo la parte más visible de un trabajo que involucraba, además, un conocimiento profundo de los métodos artesanales de producción y de las técnicas contemporáneas que permiten adaptarlos a la vida contemporánea. Esa versatilidad le ha dado seis premios como Mejor diseñador del año, otorgados por las ferias y las revistas más prestigiosas a nivel global; también lo ha llevado a colaborar con compañías tan diversas como Baccarat, Swarovski, The Rug Company o Lladró.

Con oficinas en España, Italia y Japón, Hayón parece no resentir el paso del tiempo; sigue produciendo lo mismo proyectos de interiorismo que muebles. Aquí, los proyectos que presenta en este Salone del Mobile, en Milán.

En su primera colaboración con Fritz Hansen, Hayón diseñó tres piezas para la nueva línea de accesorios, llamada Objects: unos candelabros en latón, inspirados en el siglo XVIII; el florero Ikebana, que destaca tanto la corola como el tallo de las flores, y unos floreros que combinan vidrio soplado y bases de cedro. Una clase de sobriedad.

En contraste, con BD Hayón celebra el décimo aniversario de la línea Showtime, con piezas que la actualizan en colores más protagónicos, lacas más brillantes, mármoles lujosos, detalles dorados en los jarrones y un nuevo acabado color negro para la Monkeyb Table. La mejor expresión de su sentido del humor y su irreverencia.

Diseño y sentido del humor en casa (Fotos)

Loading
Cargando galería

Con Magis, Jaime Hayón trabaja por primera ocasión con el plástico, para la producción de Milá. Su objetivo: aprovechar las propiedades del material y la técnica del moldeo por inyección asistida por gas para crear una silla inspirada en el modernismo catalán que resultaría imposible producir en madera. La mezcla perfecta de innovación y expresión.

RELACIONADOS:DecoraciónEstilo de Vida
Publicidad