Casa

14 cosas que ya no podrás hacer con la bolsa azul de IKEA

La tienda de decoración rediseña su clásica bolsa azul y en 2017 pasará a ser de color gris. Adiós a un icono que sirvió para cosas tan extrañas como hacerse un vestido, plantar flores y hasta hacerle la cama al gato.
17 Jun 2016 – 12:22 PM EDT

La prueba de fuego para una pareja no son las primeras vacaciones juntos o conocer a los padres del otro, sino pasar un día en IKEA. Si sobreviven a las discusiones sobre qué color elegir para la mesa Lack (uno de sus productos más vendidos), logran aguantar las horas de la cola para pagar, y encuentran la salida de la tienda, enhorabuena, están listos para una vida juntos. Lo peor ya ha pasado.

IKEA, ese lugar donde se venden 150 millones de albóndigas al año y cuyo catálogo supera en ventas a la Biblia (según la leyenda), ha tomado una decisión radical: acabar con sus icónicas bolsas azules de 0.99 dólares. A partir de 2017 empezarán a ofrecer una versión más elegante en tonos grises, menos llamativa y... ¿más aburrida?

Diseñada por el colectivo de diseñadores Hay, de Dinamarca, la nueva bolsa lleva un tejido más suave, es ligeramente más pequeña, y combina los tonos grises con el color verde de las asas.

La gente no sabe cómo reaccionar al cambio. Sí, la bolsa nueva es más bonita, pero la anterior tenía su encanto, ¿no creen? IKEA la puso a la venta por primera vez en 1996 y hoy vende tres millones de ellas al año, sólo en Estados Unidos.

Bolsa azul, te echaremos de menos. Eras perfecta para guardar las prendas de invierno, para llevar las toallas a la playa, para cargar la ropa hasta la lavandería, y para mil cosas más.

14 cosas que se podían hacer con una bolsa de IKEA (y aunque ahora también, nada será igual)

1. Hacerse un vestido


2. Y otro para tu hija


3. Ser la más cool del high school


4. Ahorrar dinero en maletas de viaje

5. Hacer una casita para tu mascota

6. Transportar a tu ser querido

7. Transportar a tu mascota

8. Hacer levantamientos en el gimnasio

9. Llevar la compra del supermercado

10. Hacer una mudanza

11. Recoger el correo acumulado

12. Esconder las pruebas de tu última fiesta

13. Customizarla como regalo

14. Plantar flores en primavera

Por cierto, la bolsa tiene nombre: se llama Frakta (no, no es un personaje de "Juego de Tronos"). Quizás, dentro de unos años, las bolsas azules se hayan convertido en un objeto vintage y se vendan en eBay.

Afortunadamente, los diminutos lápices seguirán allí para los que no pueden evitar llevarse un par de ellos antes de salir de la tienda. Al fin y al cabo, son gratis. ¿Quién no quiere un lápiz gratis?

También ve:


Publicidad