Vehículos Autónomos

FCA se une a BMW e Intel en el desarrollo de tecnología de conducción autónoma

El consorcio tiene como meta la producción de tecnología de conducción automatizada del nivel 3 y de conducción totalmente automatizada de niveles 4 y 5 en 2021.

Desde julio de 2016 BMW Group, Intel y Mobileye han venido trabajando en una plataforma de conducción autónoma que deberá estar en el mercado para 2021 con la esperanza de que más de un fabricante de automóviles la adopte. Ese consorcio anunció el día de hoy la integración de Fiat Chrysler Automobiles (FCA) al esfuerzo.

La sociedad tiene la intención de aprovechar los recursos de cada compañía para el mejoramiento de la plataforma con miras a un rápido lanzamiento al mercado. El personal de la sociedad trabajara centralizado principalmente en Alemania. FCA aportará a la alianza ingeniería, recursos técnicos y experiencia, así como su significativo volumen de ventas, alcance geográfico y su larga experiencia en Norteamérica.

La sociedad espera tener en las calles 40 vehículos autónomos de prueba para finales del 2017. Su meta final es el diseño y la producción de tecnología de conducción automatizada del nivel 3 y de conducción totalmente automatizada de niveles 4 y 5 en 2021. Aprovechando los beneficios de los datos y el aprendizaje obtenidos con la experimentación con una flota de 100 vehículos de prueba de Nivel 4 anunciada recientemente por Mobileye, una empresa del grupo Intel.

"Los dos factores que siguen siendo clave para el éxito de la cooperación son la excelencia sin compromiso en el proceso de desarrollo y el alcance de nuestra plataforma de conducción autónoma", dijo Harald Krüger, Presidente del Consejo de Administración de BMW AG. "Con FCA como nuestro nuevo socio, reforzamos nuestro camino para crear, con éxito, la solución más relevante y de avanzada de Nivel 3-5 como resultado de la colaboración global entre automotrices".

El componente estadounidense de FCA, es decir las marcas del antiguo grupo Chrysler; Chrysler, Dodge, Jeep y Ram fue hasta 2008 parte de Daimler, en aquel entonces, Daimler Chrysler, el archirrival doméstico de BMW. FCA está en la mira de capitales chinos para una próxima adquisición, la cual de concretarse le daría acceso a la nación asiática e este importante esfuerzo en tecnología de conducción autónoma.


Lea también: