Esta quinceañera bailó el vals con un retrato de su padre difunto y las redes han hecho viral su gesto

Daniela Zamarripa es una jovencita hispana que decidió el día de su cumpleaños ir a visitar a su padre en la tumba aunque todos se opusieron. Luego bailó con una fotografía de él en la mitad de la pista ante los conmovidos invitados. Su video se ha hecho viral.
1 Oct 2018 – 5:48 PM EDT

Daniela Zamarripa tenía todo listo para su celebración de quince años. Un vestido verde aguamarina de falda frondosa y corpiño. Su corona brillante. Su gran fiesta con luces de neón y gente vestida elegante. Cuando llegó el momento de bailar el tradicional vals que se acostumbra en las celebraciones hispanas, la jovencita eligió una inesperada pareja: tomó entre sus brazos un cuadro con la foto de su padre fallecido.

Bailó con él, con su recuerdo, toda la canción “te extrañaré” ante una fiesta conmovida. Su imagen solitaria en la pista y las lágrimas que de vez en cuando se seca han sido capturadas en un video que se ha viralizado en Facebook, alcanzando más de 300,000 reproducciones y conseguido más de 10,000 reacciones.

Aunque el video no proviene de su propia cuenta de Facebook, el 23 de septiembre ella misma dejó evidencia de su decisión de hacer partícipe a su padre Tereso Zamarripa de su celebración.


“Me dijeron que no fuera a verte porque arruinaría el día. Me dijeron que estaría triste. Me dijeron que no era correcto ir a verte, pero lo hice. Quería que me vieras con mi vestido del que siempre hablábamos y con el que íbamos a bailar y nunca parar. ¡Cuánto querías verme! Así que lo hice”, publicó la joven en inglés junto a una foto llevándole flores a la tumba, claro, con su vestido puesto. “Fui a verte papá. Fui porque sabía que esto era un sueño para ti, porque quería que me vieras. Quería pasar al menos cinco minutos o más contigo. Te extraño y odio que no estuvieras aquí físicamente, pero espiritualmente sé que estás aquí apá”.

La historia tiene a Internet conmovido, y aunque al hacerse viral algunos han salido a criticar su decisión, lo cierto es que ese video se ha colado en redes sociales a través de otros usuarios. Su intención, más que la vieran ahí bailando sola con su padre, era homenajearlo.

“Para aquellos que tienen sus padres, por favor, agradézcanles, díganles que los aman, abrácenlos y denles un beso todos los días porque nunca se sabe cuándo será el último”, dice la jovencita que termina su historia con una tierna frase en español: “Te quiero mucho apá”.

La viralidad de la historia de Daniela Zamarripa recuerda la historia de otra quinceañera, la de la mexicana Rubí Ibarra, quien se hizo mundialmente reconocida después de que sus padres grabaran un genuino video y lo compartieran en Internet invitando a todos a su fiesta de quince años, un evento que terminó recibiendo a miles de desconocidos, a toda la prensa mexicana y de Estados Unidos, y que se convirtió en emblema de lo viral.


“La viralidad puede ser una forma de documentar el tejido de las sociedades: de señalar lo que se considera importante, interesante, para partes de una comunidad en un momento determinado", explican Karine Nohon y Jeff Hemsley en el libro Going Viral publicado en 2013 en Cambridge sobre fenómenos como los de Rubí o como los de Daniela Zamarripa . "Un video, un tuit, una noticia se hacen virales cuando mucha gente lo comparte simultáneamente en un breve periodo de tiempo y el mensaje trasciende más allá de sus redes naturales".

Ahora Internet tiene su nueva quinceañera.

Las quinceañeras de los XV de Rubí que no quieren ser memes

Loading
Cargando galería
Publicidad