null: nullpx
Coronavirus

Japón detecta variante del coronavirus distinta a la del Reino Unido y la de Sudáfrica: ¿Hay razones para preocuparse?

El entusiasmo inicial ante la aprobación de vacunas contra el covid-19 se ha visto opacado por la identificación de nuevas variantes que amenazan con complicar la pandemia. ¿Se encuentra en ese grupo la identificada por las autoridades japonesas en turistas provenientes de Brasil? Es temprano para saberlo, pero los expertos alertan que las mutaciones son una bomba de tiempo.
11 Ene 2021 – 07:03 PM EST
Comparte
Cargando Video...

Una nueva variante del coronavirus -distinta a la del Reino Unido y la de Sudáfrica- ha sido reportada por Japón tras identificarla en cuatro turistas provenientes de Brasil.

“Hasta el momento no hay pruebas de que esta variante sea más contagiosa”, dijo director del Instituto Nacional de Enfermedades Infecciosas de ese país, Takaji Wakita vía Reuters. Pero esto podría cambiar: la nueva variante denominada B11248 tiene 12 nuevas mutaciones, entre las cuales está una previamente identificada en las variantes del Reino Unido y Suráfrica, que están asociadas a una mayor trasmisibilidad del virus.

Se habla de variantes cuando hay diferencias en la secuencia del genoma del virus debido a mutaciones.

De los cuatro portadores que llegaron al aeropuerto de Tokio el 2 de enero, estaban una adolescente sin síntoma; una mujer con dolor de cabeza y garganta; y un hombre que llegó sin síntomas, pero luego presentó insuficiencia respiratoria y tuvo que ser hospitalizado, según la agencia de noticias Bloomberg.

Brasil no tiene un sistema de vigilancia genómica del virus por lo que no se sabe cuán prevalente es la variante en ese país o si hay otras.


Las autoridades japonesas están investigando si la variante en cuestión podría ocasionar una enfermedad más severa, ser más contagiosa o alterar la efectividad de la vacuna, riesgos que están latentes a medida que el virus sigue mutando.

Los estudios hechos hasta el momento han determinado que la variante del Reino Unido - ya detectada oficialmente en 45 otros países incluyendo Estados Unidos, pero probablemente presente en muchos más que no cuentan con sistemas óptimos de vigilancia para identificarla- es más transmisible, al igual que la de Sudáfrica.

Uno de los grandes temores es que alguna de las nuevas variantes termine por reducir la efectividad de las vacunas, algo que no ha ocurrido con la mutación N501Y que contienen las variantes del Reino Unido (B.1.1.7) y de Sudáfrica (501.V2), según un estudio de Pfizer-BioNTech.

Hemos probado 16 distintas mutaciones, ninguna de las cuales tienen un impacto significativo. Esas son buenas noticias, lo que no quiere decir que la 17va no lo tenga”, dijo un vocero de la farmacéutica.


“La variante de Sudáfrica tiene una mutación que está asociada con cierto escape de anticuerpos, pero no parece que sea total”, explicó la viróloga Ángela Rasmussen en una entrevista. Se hace imperativo vigilar este riesgo de cerca.

Más contagios: más ventaja para el virus

Si bien por suerte no hay evidencia de que la variante del Reino Unido o de Sudáfrica produzcan una enfermedad más severa o de que anulen la efectividad de las vacunas, por simples matemáticas, un aumento notable de contagios traerá más hospitalizaciones y muertes.

Los repuntes de casos vistos en el Reino Unido tienen al sistema hospitalario al borde del colapso y ha habido que imponer estrictas restricciones en un intento por contener los brotes.

Con cada nuevo contagio, el virus tiene mayores posibilidades de seguir cambiando -sin garantías de cómo mutará-. Estamos ante una carrera de velocidad y aunque es normal que los virus muten, pareciera que el ritmo al que lo hace el SARS-CoV-2 está acelerándose. “Mientras más tiempo nos tardemos en vacunar, más alta es la probabilidad de que el virus siga mutando. Es una carrera contra el tiempo”, dice a Univision Noticias la profesora de salud pública de la Universidad de George Washington y ex –comisionada de salud de la ciudad de Baltimore, Leana Wen.

“Las variantes emergen de mutaciones. Las mutaciones ocurren cuando el virus se replica. Para evitar que surjan nuevas variantes o prevenir que variantes como la B117 se adapten, tenemos que arrebatarle al virus la oportunidad de replicarse”, insiste viróloga Angela Rasmussen en un hilo de Twitter.

“Debemos reducir la transmisión en las comunidades, aumentar la vigilancia y la capacidad de rastrear los casos, y atender este asunto mientras la nueva variante todavía no es tan frecuente. Debemos asumir esto seriamente antes de que se convierta en un problema grave en Estados Unidos”, concluye Rasmussen.

Mira también:

Loading
Cargando galería
Comparte
RELACIONADOS:CoronavirusEnfermedadesJapónBrasil

Más contenido de tu interés