null: nullpx

Trump recibe al presidente turco: estas son violaciones de derechos en Turquía que no parecen preocupar al presidente

El presidente recibirá este martes a su contraparte turco, Recep Tayyip Erdogan, en una reunión que renueva la preocupación por la falta de denuncia de EEUU a los abusos de los regímenes autoritarios.
15 May 2017 – 5:01 PM EDT

Donald Trump recibirá este martes en la Casa Blanca al presidente turco, Recep Tayyip Erdogan, en un encuentro que aumenta la preocupación por el trato condescendiente del presidente estadounidense a los líderes autoritarios y una falta de interés en los derechos humanos.

Erdogan, el hombre que ha dominado la política turca desde 2002, gobierno con puño de hierro el país y el mes pasado reforzó sus poderes y debilitó los del parlamento al ganar un referéndum que fue denunciado por observadores internacionales como manipulado. Los críticos alertan de que esa reforma es un paso más que da el país hacia la dictadura.

Pero ni las acusaciones de abusos ni las denuncias por las irregularidades en la votación fueron objeciones suficientes para que Trump llamara a Erdogan poco después del resultado para felicitarle por su triunfo. Críticos sospechan que en parte se debe a un conflicto de interés ya que una Torre Trump se eleva en Estambul.

EEUU tiene definitivamente un interés legítimo en mantener su amistad con Turquía, un aliado clave en la coalición contra Estado Islámico que ha protestado por la decisión de Trump de armar a los kurdos que luchan en Siria.

Turquía tiene un largo conflicto con los kurdos, una etnia histórica con comunidades en Irak, Siria y Turquía, con un brazo armado -el PKK- acusado de actos terroristas en Turquía.

Pero el presidente parece tener simpatía o admiración por los líderes fuertes. Ha hablado en términos favorables de numerosos líderes autoritarios, como Rodrigo Duterte de Filipinas, Abdel Fattah el-Sisi de Egipto, Xi Jinping, de China; Vladimir Putin de Rusia.

En el caso turco, Erdogan ha acumulado un registro negro a lo largo de sus 15 años en el poder que a Trump parece no importar. En concreto la represión se acentuó después de julio cuando fracasó un golpe de Estado.

Estos son algunos de los datos más preocupantes.


  • Casi 50,000 personas detenidas desde julio tras el golpe de Estado. Entre los arrestados se encuentran soldados, periodistas, abogados, policías, académicos y políticos kurdos.
  • Había alrededor de 100 periodistas encarcelados a final de enero con cargos de actividades contra el Estado, según Reporteros sin Fronteras. Turquía es el país que más periodistas tiene en prisión, por encima de China.
  • Casi 150 medios de comunicación cerrados y 775 tarjetas de autorización para trabajar como periodista retiradas.
  • Casi 95,000 funcionarios despedidos como consecuencia del golpe acusados de apoyar a los autores del golpe.
  • La enciclopedia online Wikipedia ha sido censurada acusada de una campaña de difamación contra el Estado.
  • Más de 2,500
  • El gobierno turco bloquea frecuentamente las redes sociales cuando hay protestas o cuando ha aparecido contenido crítico del gobierno.
  • Más de 1,000 profesores universitarios investigados por "insultar" al Estado en una petición en enero de 2016 en la que criticaban al gobierno por su relación con los políticos kurdos. Algunas universidades despidieron a los firmantes de la petición, y 68 fueron despedidos por decreto en septiembre y octubre.
  • Turquía ocupa el puesto 155 de 180 países en el ranking de libertad de prensa de Reporteros sin Fronteras.
  • Fredom House rebajó la categoría de Turquía en su índice de libertad de prensa de "En parte libre" a "No libre".

Estos son algunos posibles sucesores para dirigir el FBI tras el abrupto despido de James Comey

Loading
Cargando galería
RELACIONADOS:PolíticaDonald Trump

Más contenido de tu interés