null: nullpx

Este 4 de julio Trump divide su atención entre su desfile y cómo meter la pregunta de ciudadanía en el censo

El presidente se ha dedicado a promocionar el "Saludo a EEUU", evento que realizará en el centro de Washington y que muchos consideran que politiza una celebración patria; mientras sus subalternos buscan la manera de incluir la pregunta de la ciudadanía que la Corte Suprema bloqueó recientemente.
4 Jul 2019 – 9:40 AM EDT

El 4 de julio suele ser un día feriado en el que muchos estadounidenses aprovechan el buen clima del verano para descansar haciendo asados con amigos en casa, asistir a los desfiles cívicos en sus pueblos y cerrar la jornada de celebración del orgullo patrio con el tradicional despliegue de fuegos artificiales.

Pero este Día de la Independencia está resultando diferente, en buena medida por la decisión del presidente Donald Trump de alterar la agenda de celebraciones en Washington DC con un discurso que dará desde las escalinatas del Monumento a Lincoln, el sobrevuelo de aviones militares y el despliegue de algunos tanques en las calles de la capital.

La mañana del jueves, tras felicitar al país desde su cuenta Twitter con un “Feliz 4 de Julio”, el presidente ratificó la invitación para asistir al evento, que ha generado una gran polémica al politizar, y de paso militarizar, lo que suele ser una fecha patria de consenso sobre la gesta de los Padres Fundadores.

“La gente está viniendo desde lo más lejos para unirse a nosotros hoy y esta noche para lo que está siendo una de las más grandes celebraciones en la historia de nuestro país, SALUDO A AMÉRICA, y un evento todo el día en el Monumento a Lincoln, culminando en un sobrevuelo de gran escala de los más modernos (…) y avanzados aviones del mundo. Quizá incluso el Air Force One haga una pasada baja y ruidosa sobre la multitud. Entonces, a las 9:00 pm, una gran (por decirlo modestamente) muestra de fuegos artificiales. Yo estaré hablando a nombre de nuestro gran país”, escribió el presidente.

Pero los críticos del mandatario dudan que vaya a dar un mensaje de unidad nacional y temen que el llamado “Saludo a EEUU” de Trump sea el evento político de un presidente que está en campaña por la reelección, un líder que se ha caracterizado por dirigirse casi exclusivamente a su base política e ignorar las voces de quienes le adversan.

De acuerdo con reportes de medios, las principales televisoras ABC, NBC y CBS, han declinado presentar en vivo lo que muchos consideran es una “distracción” de las celebraciones y un empeño de Trump en personalizar una jornada patria, aunque cadenas como FOX News si lo estarán ofreciendo en vivo.

Más allá de las intenciones del presidente y de lo que pueda decir en su discurso, el evento ha quedado politizado, y como muestra están los llamados a boicotear el evento, las protestas contra el presidente que han sido convocadas y hasta la presencia del famoso globo 'Bebé Trump' cuyo despliegue sobre la explanada de Washington DC ha sido autorizado.

Y mientras, el censo

Entre sus tuits de promoción del evento, el presidente recordó que su gobierno todavía no ha resuelto cómo hacer para incluir en el cuestionario del Censo 2020 la pregunta sobre ciudadanía, pese a la que la Corte Suprema decidió la semana pasada que los argumentos que había presentado para justifica r su inclusión no eran válidos.

La víspera Trump generó una gran confusión cuando dijo a través de Twitter que los reportes de que el gobierno había empezado a imprimir los formularios sin la polémica pregunta eran “fake news” (noticias falsas) pese a que lo indicaban una comunicación del Departamento de Comercio y un mensaje del Departamento de Justicia a los demandantes que desafían la idea en cortes.

“Tan importante para nuestro país es que se permita la muy simple y básica pregunta “¿Es usted ciudadano de Estados Unidos?” en el Censo 2020. El Departamento de Comercio y el Departamento de Justicia están trabajando muy duro en esto, incluso en el 4 de julio”, escribió Trump.

El tuit de la mañana del miércoles de Trump contradiciendo a funcionarios de su gobierno llevaron a dos jueces federales en Maryland y Nueva York a pedirle al Departamento de Justicia que aclare la posición de la administración antes de la tarde del viernes.


Un abogado del Departamento de Justicia dijo al juez de Maryland que el gobierno estaba buscando un "camino a seguir" para agregar la pregunta.

"Se nos ha pedido que examinemos si hay un camino a seguir que sea compatible con la decisión de la Corte Suprema que nos permita incluir la pregunta de ciudadanía en el censo", dijo este miércoles el Secretario de Justicia Auxiliar Joseph Hunt al Juez de Distrito Federal en Maryland, George Hazel, según una transcripción judicial obtenida por la agencia de noticias Reuters.

La Corte Suprema determinó la semana pasada que la razón dada por el gobierno de querer usar los datos para la mejor aplicación de la 'Ley de Derecho al Voto' y su explicación cómo fue el proceso para llegar a la decisión era demasiado "rebuscada" para incluir una pregunta que muchos expertos consideran innecesaria.

En sus recomendaciones al gobierno, los expertos de la Oficina del Censo han dicho que incluirla puede tener efecto distorsionador en el conteo, porque al inhibir la participación de inmigrantes (documentados o no) puede dejar grandes sectores de la población sin contar.

Quienes demandan al gobierno aseguran que se trata de minimizar a grupos minoritarios y apuntan a los documentos recientemente descubiertos en los archivos de un importante estratega republicano que sugieren que la iniciativa busca afectar a comunidades no hispanas para dar ventaja electoral al Partido Republicano.

La Corte Suprema de Justicia devolvió el caso a tribunales inferiores, donde sigue siendo desafiado por grupos de defensa de derechos civiles.

Las inusuales muestras del poderío militar de EEUU en su territorio: cuando tanques, misiles y tropas han desfilado por las calles (fotos)

Loading
Cargando galería
RELACIONADOS:Política4 de julioEstados Unidos

Más contenido de tu interés