null: nullpx

Pili Tobar: El poder de decidir

La autora teme que el poder latino se convierta en debilidad si no se sale a votar
12 Mar 2016 – 1:04 PM EST


Por Pili Tobar, Directora de Comunicaciones de Latino Victory Project

Esta semana en la ciudad de Miami, más de 250 personas llegaron a un restaurante moderno y alegre con el mismo entusiasmo que ofrece una noche de fiesta.

Sin embargo, este grupo de personas, en su mayoría jóvenes latinos, no tenían como fin solo pasar una noche divertida junto a los amigos, sino también escuchar a la Secretaria Hillary Clinton y al Senador Bernie Sanders dar su mejor postura política ante la comunidad latina, a tan solo unos días de las importantes elecciones primarias en Florida.

El evento, patrocinado por Latino Victory, fue uno de tantos en los que participamos durante toda la semana en Miami y que nos dio la oportunidad de ver en carne propia lo que tanto se ha dicho sobre nuestra gente: tenemos el poder de decidir elecciones. Solo falta ver a un estado tan diverso como Florida para entender que el futuro de este país está en nuestras manos.

Si bien tenemos el poder gracias a que contamos con una población muy grande, es justo decir otra verdad que es muy incomoda. El poder se convierte en debilidad si no salimos a votar.

En este debate demócrata, los latinos tuvimos la oportunidad de ver a Clinton y a Sanders hablar sobre los temas que más nos interesan: el costo de la educación universitaria, los préstamos estudiantiles, el cambio climático y el medio ambiente, la creación de buenos empleos, y por supuesto la importancia de tener una reforma migratoria, de mantener a nuestras familias unidas y a los niños que buscan refugio en este país a salvo.

Sobresale el momento en que Lucía, una madre indocumentada guatemalteca contó su historia y confrontó a ambos candidatos con la realidad de las deportaciones en este país, del daño y el dolor que causan a millones de familias. Lucía contó con lagrimas en sus ojos que ella cuida de sus cinco hijos sola, y que tiene tres años de no ver a su esposo porque fue deportado.

Ambos candidatos contestaron la pregunta de Lucía mientras sus cinco hijos pequeños sentados al lado de ella veían a Enrique Acevedo traducir las respuestas de los candidatos al oído de Lucía. Este fue un momento conmovedor que rompió el corazón de todos aquellos que observábamos desde este restaurante y alrededor del país.

En ese momento vimos lo mucho que nuestra comunidad ha avanzado, el coraje de nuestra gente, pero también lo mucho que falta por hacer y lo que está en riesgo en estas elecciones.

Durante este debate ambos candidatos ofrecieron puntos claves. Pero solo una persona demostró entender la historia de Lucía y el peso del dolor que ella lleva consigo todos los días. Solo una persona presentó soluciones para proteger a Lucía y a sus hijos, y solo una persona nos puede llevar a la meta final con la reforma migratoria, garantizando que millones de personas como Lucía puedan vivir en paz rodeados de sus seres queridos. Y esa persona es Hillary Clinton.

Las 250 personas que nos acompañaron para ver el debate, quienes luego recibieron con aplausos a nuestra fundadora Eva Longoria y a la Secretaria Hillary Clinton, y miles de personas quienes siguieron el debate por televisión, en línea y a través de las redes sociales, demuestran que los latinos estamos escuchando lo que acontece en estas elecciones. Pero ahora es tiempo de ir más allá de escuchar. Es hora de actuar y salir a votar.

Es nuestro deber como ciudadanos votar por quienes nos representarán en el gobierno para tener una democracia justa. Sin embargo, en estas elecciones, hay tres razones más y tres motivos alarmantes para salir a votar: Donald Trump, Marco Rubio y Ted Cruz.

Un día después del debate Demócrata se llevó a cabo el debate Republicano, y Latino Victory se unió al Congresista Joaquín Castro, a la activista e icono del movimiento Chicano Dolores Huerta y a líderes comunitarios de organizaciones como SEIU, Planned Parenthood, NextGen Climate, New Florida Majority y otras en Coral Gables para recordarles a los latinos que hay mucho en riesgo en estas elecciones y que no tenemos por qué aguantar los insultos y las retóricas anti-inmigrantes y antilatinas de los candidatos Republicanos.

No podemos quedarnos callados. Tenemos el poder de frenar esta ola de veneno que se avecina hacia nuestra gente porque para llegar a la Casa Blanca, Trump, Rubio y Cruz deben obtener una porción significante del voto latino. Y no lo van a lograr porque ellos, a través de sus políticas han demostrado que son un verdadero peligro para el bienestar de la comunidad latina.

Se avecina el día de las primarias en Florida y estamos cada vez más cerca de saber quiénes serán los candidatos presidenciales para cada partido. El futuro de nuestra comunidad y el alma de nuestro país están en riesgo. Lucía y sus hijos, con su valentía, amor y bondad representan lo mejor de nuestro país y no podemos dejar que esos valores desaparezcan.

Es por eso que debemos darle la victoria en Florida a Hillary Clinton. Hillary tiene las posturas correctas, ella ha sido nuestra campeona, y va a darnos los resultados que nuestra comunidad tanto necesita. Hillary es una mujer luchadora y fuerte que no se dará por vencida hasta que nadie tenga que sentir dolor como el de Lucía, que aunque lo vimos por television, nos caló hasta los huesos.

Nota: La presente pieza fue seleccionada para publicación en nuestra sección de opinión como una contribución al debate público. La(s) visión(es) expresadas allí pertenecen exclusivamente a su(s) autor(es) y/o a la(s) organización(es) que representan. Este contenido no representa la visión de Univision Noticias o la de su línea editorial.

Publicidad