null: nullpx

Llegó la hora de estar #TodosConVenezuela

A mí me duele Venezuela porque es el país que me abrió las puertas y me dio oportunidades. Es donde aprendí a jugar beisbol, donde empecé a cantar al ritmo del Caribe, donde tuve mi primera novia, donde conocí al amor de mi vida que sigue a mi lado y donde nacieron mis cinco hijos.
Opinión
Cantautor, nacido en Argentina y criado en Venezuela, que ha vendido más de 30 millones de álbumes.
2018-04-20T15:51:55-04:00
Comparte

Mis padres, como tantos otros inmigrantes latinoamericanos, llegaron a Venezuela en 1966 de Argentina y encontraron libertad. El país que nos acogió no es el país que tenemos hoy. No podemos quedarnos de brazos cruzados mientras quienes están en el poder en Venezuela actúan corrupta e impunemente, y el pueblo pasa hambre y es víctima de la represión.

A mí me duele Venezuela porque es el país que me abrió las puertas y me dio oportunidades. Es donde aprendí a jugar beisbol, donde empecé a cantar al ritmo del Caribe, donde tuve mi primera novia, donde conocí al amor de mi vida que sigue a mi lado y donde nacieron mis cinco hijos.

Pero me pregunto: ¿Qué más debe pasar para que Venezuela nos duela a todos?

Hoy en Venezuela hay presos políticos. El gobierno reprime brutalmente a sus opositores. Hay familias que pasan hambre. Los índices de mortalidad materna e infantil se dispararon. Los enfermos no consiguen las medicinas más básicas. La prensa independiente vive bajo acoso constante. La justicia está tomada por oficialistas y el gobierno creó una Asamblea Nacional Constituyente de adeptos para robarle poderes a los legisladores electos. Cientos de miles de venezolanos han huido recientemente de la dictadura venezolana y la devastadora crisis humanitaria que el pueblo padece a diario y el gobierno niega.

Lo único que nos queda a los venezolanos es la esperanza. Cuando canto, canto para todos los latinoamericanos. Algunas de las alegrías más grandes que me ha dado la música son poder recorrer la región, probar las comidas de cada lugar que visito, reconocer los diferentes acentos de nuestros pueblos, pero, sobre todo, sentir que nuestra región es única. En Latinoamérica, la gente habla cantando, abraza más fuerte y damos besos en serio.

Hace relativamente poco tiempo, la región comenzó a despertar. Pero necesitamos mucho más, no me refiero a compromisos, sino a acciones. Todos los gobiernos de América Latina deben hablar con una sola voz y adoptar medidas concretas y urgentes para presionar fuertemente al gobierno de Nicolás Maduro para lograr que los venezolanos dejen de sufrir.

Llegó la hora de mostrarle al pueblo venezolano que estamos #TodosConVenezuela. Por eso, con la prestigiosa organización internacional de derechos humanos Human Rights Watch hemos lanzado una campaña de solidaridad pidiéndole a todos, especialmente a los latinoamericanos, que alcemos la voz; y a todos los gobiernos—sobre todo aquellos que han tenido posturas ambiguas o, peor aún, han guardado silencio ante la tragedia venezolana— que le hagan frente a Maduro.

Acompáñanos y súmate a la campaña enviando tuits a presidentes y compartiéndola por tus redes sociales. Venezuela necesita tu ayuda. Mostrémosle al mundo que Latinoamérica es un vecindario y no vamos a dejar que opriman a nuestros vecinos. Hagámoslo juntos—y dejemos en evidencia a quienes siguen dispuestos a mirar hacia otro lado.

Para más información y para sumarte a la campaña #TodosConVenezuela, visita: https://www.hrw.org/es/TodosConVenezuela

Nota: La presente pieza fue seleccionada para publicación en nuestra sección de opinión como una contribución al debate público. La(s) visión(es) expresadas allí pertenecen exclusivamente a su(s) autor(es). Este contenido no representa la visión de Univision Noticias o la de su línea editorial.

Comparte

Más contenido de tu interés