Muro Fronterizo

López Obrador sobre muro fronterizo: "Vamos a convencerlos de que el problema migratorio no se resuelve construyendo muros"

El presidente electo de México afirmó que no se confrontará con Donald Trump sobre la construcción de la muralla fronteriza porque confía en el diálogo.
24 Sep 2018 – 12:08 AM EDT

CIUDAD DE MÉXICO.- El presidente electo, Andrés Manuel López Obrador, aseguró el sábado que el problema migratorio entre México y Estados Unidos no se va a resolver con discusiones ni ataques, sino con diálogo.

Durante una visita al norteño estado mexicano de Sonora, el próximo presidente de México afirmó que no se confrontará con Donald Trump por el inicio de la construcción de una sección del muro fronterizo.

“Espero que se mantenga buena relación con el gobierno de Estados Unidos. Vamos a convencerlos de que el problema migratorio no se resuelve construyendo muros o con el uso de la fuerza”, indicó.


Abundó que esta “es una labor diplomática de respeto; no nos vamos a pelear con el presidente Donald Trump; yo estoy buscando un buen entendimiento, quiero convencer, quiero explicar cuál es nuestro plan para atemperar el fenómeno migratorio; quiero ponerlo en práctica en nuestro país”.

Sus declaraciones se dan luego de que el Departamento de Seguridad anunció el inicio de la reposición de la valla de acero en la frontera de El Paso, Texas, con Ciudad Juárez, Chihuahua.

López Obrador dijo que primero debe asumir el cargo de presidente el 1 de diciembre, para evaluar cuándo se pondrá el tema del muro sobre la mesa.


“No quiero yo la confrontación con el gobierno Estados Unidos, por más que me estén cucando (provocando), no voy yo a caer en ninguna provocación; poco a poco vamos a ir resolviendo todos estos asuntos, nada más tengan confianza”.

La Patrulla Fronteriza de Estados Unidos anunció que este sábado iniciaron los trabajos para remplazar aquí una sección de 6.4 kilómetros de cerca fronteriza por una valla metálica, como parte de las obras para reforzar la seguridad en la región, ordenadas por el presidente Trump.

El proyecto consistirá en la eliminación de la cerca existente para reemplazarla con una valla de barrotes de acero que tendrá una altura de 5.4 metros, lo que dificultará que sea escalada. La valla estará encajada en un cimiento de dos metros bajo tierra.

El muro de Donald Trump imaginado por arquitectos mexicanos

Loading
Cargando galería
Publicidad