Inundaciones

Texas se prepara para hacer frente a una nueva ronda de lluvias

Varias áreas del centro y sureste de Texas siguen bajo aviso de vigilancia por inundaciones repentinas debido a las condiciones severas del tiempo. El gobernador de Texas, Greg Abbott, decretó zona de desastre para 31 condados.
2 Jun 2016 – 7:21 AM EDT

HOUSTON, Texas – Este jueves se espera una nueva ronda de lluvias, que traerá mucha agua en poco tiempo y podría dejar acumulados de hasta 5 pulgadas por hora, según el meteorólogo de Univision Albert Martínez.

Es por eso que el aviso de vigilancia por inundaciones repentinas para todo el sureste de Texas continúa vigente hasta el viernes.

La tormenta, que se desplaza desde el oeste hacia el este en Texas, ya ha dejado severas inundaciones a su paso por algunos sectores norte de Houston, la noche anterior.

En la ciudad de Spring, hay reportes de que cayeron por lo menos 3 pulgadas de lluvia por hora, lo que ocasionó el desbordamiento del arroyo Spring, que corre a lo largo de la carretera interestatal 45.

Al sur de esta ciudad, hubo acumulaciones de agua de hasta 6 pulgadas en un periodo de entre 2 a 3 horas.


Estas condiciones hicieron que varias carreteras y calles se inundaran y quedaran intransitables.

El Aeropuerto Intercontinental George Bush tuvo que suspender todos los vuelos de salida la noche del miércoles, debido al estancamiento de aguas lluvias en sus inmediaciones.

Así mismo, se reportó que los niveles del río brazos al suroeste Houston sigue incrementando peligrosamente.

El pasado miércoles, representantes del centro de manejo de emergencias del condado Fort Bend dijeron que los niveles del río alcanzaron un nuevo registro histórico de más de 54 pies (16.5 metros). El nivel del agua está 4 pies por encima del registro más alto que se tiene ocurrido en el año 1954.

Algunos poblados al sureste de Houston, como Simonton, Richmond y Rosemberg, se encuentran bajo el agua. Las ordenes de evacuación siguen vigentes para estas poblaciones y las autoridades reportaron que se habían realizado al menos 300 rescates de residentes.

Ante estos hechos, el gobernador de Texas, Greg Abbott, declaró zona de desastre para 31 condados, incluyendo Fort Bend y Brazoria, ambos localizados al suroeste de Houston.

Autoridades del condado Brazoria informaron que se preparan para responder a inundaciones severas durante este jueves y viernes, debido a que el río Brazos continúa rompiendo records en el nivel de su cauce.

Se ha recomendado a los residentes de áreas aledañas al río que deben estar preparados para hacer frente a las inundaciones severas, que podrían durar hasta la próxima semana.

RELACIONADOS:InundacionesLluviasLocal
Publicidad