null: nullpx
Asesinatos

Condenan a un granjero de Iowa por el asesinato de su esposa con un rastrillo de maíz

Los integrantes del jurado encontraron a Todd M. Mullis de 43 años culpable de asesinato en primer grado por la muerte de su esposa Amy Mullis de 39 años. Todd había estado considerando matar a su esposa durante años porque temía perder su granja si se divorciaba de ella.
24 Sep 2019 – 10:27 PM EDT

Este lunes un jurado del estado de Iowa condenó a un granjero por usar un rastrillo de maíz para matar a su esposa. Los fiscales argumentaron que él estaba furioso por que ella estaba teniendo una aventura.

Los jurados encontraron a Todd M. Mullis de 43 años culpable de asesinato en primer grado por la muerte de Amy Mullis, según reportó el Telegraph Herald. Los 12 miembros del jurado llegaron a su veredicto durante el sexto día del juicio después de siete horas y media.

Mullis mató a su esposa Amy con un rastrillo de maíz el 10 de noviembre a unas 40 millas (64 kilómetros) al oeste de Dubuque. Después intentó que pareciera un accidente. Los fiscales dijeron que estaba furioso por su última aventura.

Durante el juicio, Jerry Frasher testificó y dijo que tenía una aventura con Amy Mullis de 39 años y que ella temía a su esposo.

"Sé que no estaba contenta", dijo Frasher. "Ella mencionó que se sentía como una esclava o una rehén. Dijo que quería dejar a Todd. Una vez me contó que si él se enteraba (de la aventura), ella desaparecería".

Maureen Hughes, Fiscal General adjunta de Iowa, dijo durante el alegato final que Todd Mullin había estado considerando matar a su esposa durante años y temía que él perdiera su granja si se divorciaba de ella.

Durante el juicio, el abogado de Mullis dijo que Amy Mullis había sido atacada por alguien más. Aseguró que ella encontró a alguien en el cobertizo de la granja, provocando que esa persona la sorprendiera por detrás con un rastrillo de maíz mientras Todd Mullis y su hijo trabajaban en un granero cercano.


Un patólogo forense que realizó una autopsia del cuerpo de Amy Mullis testificó que le fue incrustado un rastrillo de maíz por al menos dos o tres ocasiones.

El hijo de la pareja, de 14 años también testificó y dijo que se encontraba con su mamá y su papá ese día cuando estaban trabajando en un establo para cerdos en la granja de la familia.

Todd Mullis dijo entonces que su esposa estaba mareada debido a un procedimiento médico reciente, así que dejó de hacer tareas en el granero y se retiró. El padre pidió a su hijo que fuera a ver a su madre y fue entonces que el adolescente la encontró empalada por el rastrillo de maíz.

El Telegraph Herald informó la semana pasada que Todd Mullis subió al estrado y negó haber realizado búsquedas en su iPad sobre frases como "matar mujeres infieles", "las culturas antiguas mataban a los adúlteros". Sin embargo las pruebas presentadas por los fiscales informaron a los integrantes del jurado que las búsquedas fueron hechas en el dispositivo electrónico de Mullis

En el estado de Iowa una condena por asesinato en primer grado conlleva una sentencia obligatoria de cadena perpetua sin libertad condicional.

Mira también:


Estas madres fueron condenadas por asesinar a sus hijos

Loading
Cargando galería
Publicidad