Viajó a EEUU para celebrar una Navidad tranquila y murió baleada por pandilleros

“Su risa contagiosa, su hermosa sonrisa y su inteligente personalidad es lo que todos recordaremos y más extrañaremos”, lamentó un pariente de la profesora salvadoreña Angélica Graciela Rodríguez, quien murió el lunes. La Policía continúa buscando a los sospechosos.
5 Dic 2018 – 5:45 PM EST

LOS ÁNGELES, California.- La maestra Angélica Graciela Rodríguez quería pasar una Navidad tranquila y con sus familiares. Con eso en mente viajó de El Salvador a Los Ángeles, California, el pasado 27 de noviembre. Jamás pensó que aquí se convertiría en una víctima de la guerra entre pandillas en esta ciudad.

Rodríguez, de 46 años y madre de tres hijos, iba en el auto de su prima Silvia poco después del mediodía de este lunes. Cuando llegaron a la intersección de las calles 88 y Broadway, en el violento Sur de Los Ángeles, escucharon un ruido extraño en una de las llantas y se detuvieron para ver qué pasaba.

Estando afuera del coche quedaron en el fuego cruzado de pandilleros rivales, según la Policía.

De acuerdo con la cuenta en GoFundMe que abrieron sus familiares, Rodríguez “recibió varios disparos en el corazón, los pulmones y el abdomen, lo que provocó su muerte”. La salvadoreña fue declarada muerta en un hospital cercano. Su prima resultó con un rosón de bala y se espera que se recupere.

Al momento no se ha dado a conocer las descripciones de los sospechosos. Los detectives solo han señalado que viajaban en una camioneta pick-up Ford F-150 de modelo antiguo.

Los familiares de Rodríguez colocaron un altar con velas en la esquina donde fue baleada.


En el pequeño vecindario del sur angelino Broadway-Manchester, donde ocurrió el tiroteo, al menos siete personas han sido asesinadas en los últimos 12 meses, según un conteo de homicidios del diario Los Angeles Times . Esa cifra no incluye el asesinato de la maestra salvadoreña.

Cinco de esas víctimas fallecieron luego de ser baleadas y una fue apuñalada. La Policía reporta que hasta el pasado 1 de diciembre, 107 personas perdieron la vida de manera violenta en el Sur de Los Ángeles, esto es cinco homicidios menos que en el mismo período de 2017.

“Nuestros corazones sufren”

Rosa Bautista, pariente de Rodríguez, contó que no era la primera vez que ella viajaba a Los Ángeles a celebrar las fiestas de fin de año. Explicó que ella era una profesora que obtuvo varios títulos en su carrera y que enseñó durante más de 18 años.

“Su risa contagiosa, su hermosa sonrisa y su inteligente personalidad es lo que todos recordaremos y más extrañaremos”, lamentó Bautista en GoFundMe. “Sus principales objetivos y pasiones eran ayudar a los estudiantes que buscaban un futuro mejor”, agregó.

Rodríguez ha sido descrita como una persona alegre, amigable y amorosa. Era abuela, hermana y tía.


“Aparte de su carrera, alegró la vida de todos con su forma de ser, bromista y amorosa. Ayudó a todos de todas las maneras que pudo para sacar el potencial que ella sabía que todos tenían”, agregó Bautista.

Ella dijo que su familia está pasando por un momento de profundo dolor por esta pérdida. “Lloramos y nuestros corazones sufren por su muerte inesperada”, mencionó Bautista.

“Esperamos encontrar justicia por este acto inhumano que nos quitó a un amado miembro de la familia”, concluyó.

Altares callejeros perpetúan el Día de Muertos en Los Ángeles

Loading
Cargando galería
Publicidad