Voto Hispano

Los latinos están dispuestos a demostrarle su poder a Trump en las elecciones de gobernador en California

Un sondeo realizado entre votantes latinos encontró que este grupo podría acudir a las urnas en cifras récord el 5 de junio, cuando se realice la elección primaria para gobernador de California. Casi el 70% dijo que votará ese día, siendo casi el doble de los que participaron hace cuatro años.

LOS ÁNGELES, California.- El triunfo electoral de Donald Trump ha provocado que los hispanos presten más atención a los asuntos políticos. A esta población le preocupa sobre todo que sus legisladores se encarguen de "darle la bienvenida a los inmigrantes y protejan sus derechos" y están dispuestos a mostrar su poder en la elección para gobernador de California, concluye una encuesta de Latino Decisions.

Este sondeo comisionado por Latino Community Foundation y The San Francisco Foundation muestra que el 68% de los hispanos planea participar en la elección primaria para gobernador californiano el próximo 5 de junio. Esta cifra es casi el doble de los latinos que sufragaron cuando ese cargo político estuvo en juego hace cuatro años.

La participación de este grupo, conformado por 4.5 millones de votantes, así como su interés en los asuntos más importantes del estado, están relacionados a la llegada de Trump a la Casa Blanca, según el estudio. Trump ha propuesto construir un muro fronterizo, ha eliminado alivios migratorios y mantiene su amenaza de realizar deportaciones masivas.

En general, el 79% de los votantes latinos respondió que de alguna manera o muy seguido siguen la política y los temas de actualidad de California; mientras que el 46% indicó que la elección de Trump en 2016 aumentó su interés en la política.

Cuando se les preguntó cuáles son los problemas más importantes que enfrenta la comunidad hispana latina y que debe abordar el próximo gobernador de California, la mayoría (33%) respondió que "darle la bienvenida a los inmigrantes y proteger sus derechos".

En California, declarado un estado santuario el 1 de enero, viven alrededor de 2.6 millones de indocumentados, casi una cuarta parte del total de esa población en todo el país.

La inmigración es un tema que también preocupa al resto de los californianos. Una encuesta publicada en diciembre por el Instituto de Política Pública de California (PPIC) concluyó que el 86% de los residentes del estado, incluido el 68% de los republicanos, cree que el Congreso y el presidente deberían encontrar la manera de que los indocumentados permanezcan legalmente en el país.

Casi la mitad de los encuestados dijo que le preocupaba mucho (28%) o algo (20%) que alguien que conocen sea deportado. Por su parte, el 57% de los hispanos y el 48% de las personas que no nacieron en este país respondieron que les afligía esta posibilidad.

Otros temas que les preocupan a los votantes latinos son la creación de empleos, mejoras en las escuelas públicas, el crecimiento económico y la atención médica.

Villaraigosa liderando

El exalcalde de Los Ángeles Antonio Villaraigosa, el único hispano en esta contienda, cuenta con un fuerte respaldo del voto latino, según el sondeo. En total, el 39% dijo que votará por él, más del doble entre quienes simpatizan con el vicegobernador Gavin Newson (15%).

Sin embargo, hay varios votos latinos en juego, según el estudio. El 23% favoreció a otro candidato y el 22% dijo que estaban indecisos.

Ganar los votos de esta comunidad es clave para la carrera de Villaraigosa, ya que se encuentra en el segundo lugar en la mayoría de las encuestas y está muy detrás de Newsom respecto a la recaudación de fondos. La bandera electoral de Villaraigosa es la protección de los inmigrantes.

Villaraigosa tuvo una calificación favorable del 61%, respecto a un 19% al que no le gusta el candidato. Newson, por su parte, recibió una opinión favorable del 34% y un 18% respondió "desfavorable".

Un voto histórico en junio

Matt Barreto, director de encuestas y cofundador de Latino Decisions, señaló que se espera que en junio los hispanos vayan a las urnas en cifras récord, dejando en claro su fuerza política. "Los votantes latinos en California están muy comprometidos y politizados en 2018, y están listos para hacer que su voz se escuche en las urnas", dijo Barreto. "Los políticos deben prestar mucha atención", agregó.

Las votantes hispanos en California representan el bloque más grande de esa comunidad en todo el país, por lo cual todos los candidatos, incluidos los republicanos, deben hacer un mejor trabajo para acercárseles, dijo Jacqueline Martínez Garcel, directora ejecutiva de Latino Community Foundation.

"Están comprometidos y prestando atención especialmente a la luz del clima político de hoy", comentó. "Informar y movilizar a los latinos fortalecerá la democracia de nuestro estado", añadió.

Al evaluar a los institutos políticos, solo el 17% de los encuestados respondió que el Partido Republicano estaba haciendo un buen trabajo para acercarse a los votantes latinos, mientras que el 46% señaló que a los republicanos "no les importaban demasiado" los hispanos y el 31% dijo que pensaba que "son hostiles".

En contraste, el 53% cree que los demócratas están del lado de la comunidad hispana.


El sondeo también incluyó evaluaciones a tres mandatarios: Trump, quien recibió un amplio 72% de calificación desfavorable y un 22% favorable; el expresidente Barack Obama, quien recibió un 83% favorable y un 16% desfavorable; y el gobernador de California Jerry Brown, quien recibió un 66% favorable y un 26% desfavorable.

Gary Segura, cofundador de Latino Decisions, expresó que "si bien los votantes latinos muestran altas calificaciones por su interés político y acciones, la mayoría de los candidatos aún no se han abierto paso y necesitan aumentar seriamente sus esfuerzos para acercarse a los votantes latinos".

Si ninguno de los candidatos obtiene más del 50% de los votos en la elección primaria del 5 de junio, los dos aspirantes (sin importar si son del mismo instituto político) con más sufragios competirán en una segunda ronda el 6 de noviembre.

La encuesta de Latino Decisions se realizó por teléfono e internet a 900 votantes hispanos entre el 6 y el 14 de enero, y tiene un margen de error de 3.3 puntos.