Inmigración

"En DC los líderes aplauden cuando los inmigrantes viven en las sombras", reclama alcalde de Los Ángeles

En su discurso del 'Estado de la Ciudad', el alcalde angelino Eric Garcetti habló sobre cómo su gobierno está combatiendo distintos problemas que afronta la ciudad, incluida la agenda de Trump. "Quiero decirle a cualquiera que quiera entender quiénes son los estadounidenses: no miren a Washington, vengan a Los Ángeles".

LOS ÁNGELES, California.– Perfilado desde ya como uno de los posibles contrincantes del presidente Donald Trump en 2020, Eric Garcetti, alcalde de Los Ángeles, ofreció este lunes su quinto informe de gobierno, en el cual contrastó sus acciones con las del mandatario en temas como la violencia relacionada con las armas, el cambio climático, la relación entre la policía y la comunidad, así como el trato a los indocumentados.

"Los inmigrantes fortalecen nuestra ciudad y cuando saben que los policías están allí para protegerlos, no para preguntarles de dónde son, todos estamos más seguros", afirmó Garcetti en una parte de su discurso que dedicó a explicar cómo su administración le saca provecho a las leyes santuario.

El alcalde dijo que uno de sus logros ha sido la actualización de la Orden Especial 40, una norma que desde 1979 prohíbe a los policías angelinos indagar el estatus migratorio de las personas. Este año, la agencia le pidió a sus cerca de 1,000 agentes que dejen de preguntar el lugar de nacimiento de víctimas, testigos y detenidos si esto no aporta en la investigación de un crimen. Con ello se busca evitar que piensen que las autoridades locales tratan de saber si son indocumentados.

Garcetti enfatizó en que quienes nacieron en el extranjero, incluidos los dreamers, son los maestros, enfermeras, ingenieros, empresarios y tantos otros que impulsan positivamente a esta metrópoli.

"Nos hemos reunido aquí para soñar sobre todo lo que podemos hacer y planificar todo lo que sé que haremos para construir un Los Ángeles aún mejor", expresó el alcalde en su 'Estado de la Ciudad', el cual se realizó en el Concilio de Los Ángeles. "No podemos decir lo mismo ahora sobre Washington DC, donde los líderes aplauden cuando los inmigrantes se ven obligados a vivir en las sombras", reclamó el funcionario local.

Garcetti, nieto de un mexicano que obtuvo la ciudadanía estadounidense defendiendo al país en la Segunda Guerra Mundial, sigue allandando el camino para una posible postulación presidencial. En las últimas semanas ha realizado viajes a eventos en distintas partes del país, que –para algunos analistas– exponen su deseo de llegar a la Casa Blanca.

El diario The Washington Post lo describió en septiembre como uno de los 15 demócratas que podrían ganar la candidatura presidencial en 2020, aunque advierte que ningún alcalde ha logrado esa meta antes de pasar por otros cargos públicos.

En lo que podría entenderse como otro paso hacia dicha aspiración, Garcetti aseguró en su informe de gobierno que Los Ángeles es un lugar próspero, progresista y que está alejado de la agenda de Trump. "Quiero decirle a cualquiera que quiera entender quiénes son los estadounidenses: no miren a DC, vengan a Los Ángeles", expresó el alcalde.

Garcetti también habló sobre sus esfuerzos para combatir la crisis de los desamparados, el calentamiento global, la delincuencia y la violencia generada por las armas de fuego. Mientras el presidente propone entregar armas a los profesores para prevenir los tiroteos en las escuelas, una ley local requiere a los propietarios de armas guardarlas bajo llave para que sus hijos no las tomen.

"La conversación sobre la violencia de las armas parece haberse estancado en Washington, donde nuestros líderes nacionales actúan como adolescentes o niños pequeños", advirtió.