null: nullpx
Estafa y Fraude

Asesinos reciben beneficios de desempleo: esto se sabe del fraude contra el Departamento de Desarrollo de Empleo de California

Usando los teléfonos y las Ipads que les dan en la prisión, los internos cometieron un fraude millonario y afectaron a gente que se quedó sin empleo durante la pandemia del coronavirus.
24 Nov 2020 – 03:51 PM EST
¡Nuevo!

Presiona aquí para reaccionar

Reacciona
Comparte
Cargando Video...

Uno de los mayores fraudes al estado de California se cocinó desde las celdas y las prisiones y su objetivo fue el Departamento de Desarrollo de Empleo de California (EDD, por sus siglas en inglés) .

Este martes 24 de noviembre, un conjunto de fiscales de distrito denunció públicamente un fraude generalizado que implica internos de prisiones que podrían ser de prácticamente todo el estado y cuyo monto podría superar los mil millones de dólares.

Durante una llamada de Zoom organizada esta mañana, los fiscales abordaron públicamente cómo los reclusos están cometiendo un fraude generalizado por medio de beneficios de desempleo a través del EDD.

El EDD es una agencia que supervisa la distribución de los beneficios del seguro de desempleo a millones de californianos que se quedaron sin trabajo debido a la pandemia del coronavirus.

¿Qué fue lo que pasó?

Funcionarios del EDD comenzaron a ver un patrón de presos que tramitaban reclamos de desempleo y empezaron a recibir beneficios en un número inusual, por lo que contactaron a las autoridades judiciales locales.

“Lo que estaba pasando es que la gente se postulaba desde la cárcel. Ellos estaban solicitando (la ayuda económica) a través del Internet que está disponible para ellos y solicitaron beneficios del EDD, por supuesto que no tienen derecho a ellos”, dijo Stephen Wagstaffe, fiscal de Distrito del Condado de San Mateo durante la reunión virtual.

En la reunión virtual se encontraron nueve fiscales de distrito, entre ellos los de San Mateo, Sacramento, El Dorado y Kern, además del fiscal federal del Distrito Este de California.

Los fiscales calificaron esto hechos como “el mayor fraude al contribuyente en la historia de California”. Todos los fiscales le pidieron al gobernador Gavin Newsom que intervenga para detener este tipo de estafas de desempleo en las cárceles y prisiones de California.

“Es un problema manifiesto que no se puede ignorar y el gobernador debe tomar medidas para abordarlo”, dijo McGregor Scott, fiscal federal para el Distrito Este de California.

¿Pero cómo lo hicieron?

El fraude se confirmó luego de que un investigador de la oficina del fiscal de San Mateo escuchó llamadas sobre otro caso, indicó ABC 10.

Buscaban nombres completos de personas, sus números de seguro social y las fechas de cumpleaños para cometer el fraude para lo cual usaron la infraestructura que la propia prisión les otorga, indicó Wagstaffe.

“Lo hacían desde la cárcel, usando los teléfonos de la cárcel del condado y los iPads que les dan en la cárcel”, dijo la fiscal, quien se mostró indignada. “Los presos reciben iPads y pudieron comunicarse con el EDD y presentar solicitudes en la cárcel del condado".

¿Cuál es la afectación por este fraude?

Brian Cota, quien está asignado al caso de la Oficina del Fiscal de Distrito del Condado de Santa Bárbara y estuvo en la reunión, dijo que el fraude, cuyo monto no ha sido establecido con exactitud, puede incluir a los reclusos de todas las cárceles del condado y estatales y federales del estado.

Tan solo en el condado de Santa Bárbara se estima que unos 143 presos tramitaron estos beneficios, lo que impidió que gente sin trabajo recibiera estas ayudas.

Las autoridades indicaron que este es un número preliminar y que podría aumentar más. En el caso de la cárcel del condado de San Mateo se habrían usado al menos 30 nombres de reclusos diferentes para presentar los reclamos de desempleo y el EDD pagó entre 250,000 y 300,000 dólares en prestaciones de desempleo.

Según Jim Patterson, legislador estatal de Fresno, el fraude podría ser millonario, sin atreverse a precisar una cifra exacta.

“Creemos que podría estar en las decenas de millones y muy bien en los cientos de millones y creo que la parte aterradora de esto es que el EDD, como hablamos ahora, ni siquiera lo sabe”, declaró a News Channel Three.

Hasta ahora, las investigaciones han descubierto más de $400,000 en beneficios estatales pagados a los condenados a muerte y más de $140 millones a otras personas encarceladas en las 38 cárceles de California, según la Fiscal de Distrito del Condado de Sacramento, Anne Marie Schubert, quien ayudó a organizar y dirigir un grupo de trabajo que descubrió el presunto engaño, informó el diario Los Angeles Times.

La fiscal del condado de Kern,Cynthia Zimmer, en cuyo distrito hay cinco prisiones, dijo que su oficina había encontrado alrededor de $16 millones en reclamos supuestamente fraudulentos solo en su condado.

Asesinos reciben beneficios de empleo

El recluso de San Quintín, Scott Peterson, condenado por matar a su esposa y su hijo no nacido, recibió beneficios de desempleo de California en los últimos meses, afirmó el Times.

Otro sujeto beneficiado en este fraude fue el asesino en serie convicto Cary Stayner, quien asesinó a dos mujeres y dos niñas cerca de Yosemite en 1999 y ahora espera en el corredor de la muerte.

Así mismo, otro asesino beneficiado fue Isauro Aguirre, condenado a muerte en 2018 por la tortura y muerte de Gabriel Fernández, de 8 años.

“Los asesinos, violadores y traficantes de personas no deberían recibir este dinero”, dijo la fiscal Schubert. “Tiene que parar”.

Loading
Cargando galería
Reacciona
Comparte

Más contenido de tu interés