Virus del Zika

Secretaria de Salud aprueba uso de Naled y dice es seguro

“De tomarse la decisión, que todavía no se ha tomado, y vuelvo a decir, va a ser una decisión bien ponderada, bien estudiada. Hay una mesa de trabajo. No va a ser hoy, no va a ser mañana”, aseguró.
30 Jun 2016 – 11:01 AM EDT

GUAYNABO, Puerto Rico. - La posibilidad de una fumigación masiva utilizando el químico Naled como medida para frenar el aumento de casos de contagio del virus del Zika ha levantado múltiples cuestionamientos y preocupaciones.

En un principio se trató de un rumor y el Gobierno de Puerto Rico no había emitido opinión al respecto. Sin embargo, de lo poco que han mencionado, aclararon que esa posibilidad sigue en etapa de evaluación, pero que no se descarta su uso.

La secretaria del Departamento de Salud (DS), Ana Ríus recalcó a WKAQ 580 que la fumigación con el químico Naled continúa evaluándose y reiteró que su uso es seguro.

Para la titular de Salud, es importante tomar medidas concretas contra la propagación del mosquito que transmite el zika y levantó gran preocupación por la cantidad de mujeres embarazadas contagiadas con el virus.

De acuerdo con la Agencia federal de protección ambiental (EPA, por sus siglas en inglés) el Naled es un químico comúnmente utilizado en el control de los mosquitos desde 1959. Se administra mediante asperjación por aire (aviones) o tierra (camiones) y a tasa es de 0.1 libra de ingrediente activo por cada acre.

"El Naled está recomendado por la EPA, usado en las dosis que se recomienda para la asperjación aérea", destacó Ríus.

La secretaria de Salud aseguró que no se ha tomado la decisión de realizar estas fumigaciones masivas y que la decisión recae en el gobierno local. "Es una decision de política pública del gobernador. (Los Centros de Control de Enfermedades) CDC la puso (la fumigación) en la mesa como alternativa y se está estudiando", comentó. Sin embargo, la decisión tomaría en cuenta las opiciones de organizaciones como Salud, EPA, DCD, Recursos Naturales, Calidad Ambiental entre otros.



Ríus confirmó que "en estos momentos si se tomara la decisión y se usara correctamente, una onza por acre, sí. Porque hay mucha mujer embarazada saliendo positiva (al zika)".

Al momento en la Isla hay unas 347 mujeres embarazadas de las cuales "el 44 por ciento son mujeres que no presentaron ningún síntoma y su ginecólogo le mandó la prueba", explicó la secretaria de Salud.

Ríus aseguró que no hay una decisión concreta de cuando se harían estas fumigaciones. “Esto hay que pesar todos los pros y todos los cons. Tiene el pueblo que saber que no se va a tomar una decisión que sea perjudicial para la ciudadanía, ni para la agricultura, ni para nada que pueda causarle daño al pueblo”.

Sobre el uso del químico, Ríus explicó que “no va a ser Naled solo. Va a estar combinado con el larvicida BTI que es un larvicida orgánico que se ha estado repartiendo en las casas”.

“De tomarse la decisión, que todavía no se ha tomado, y vuelvo a decir, va a ser una decisión bien ponderada, bien estudiada. Hay una mesa de trabajo. No va a ser hoy, no va a ser mañana”, agregó.

Por su parte, la secretaria de la gobernación, Grace Santana, explicó la estrategia bajo estudio y desmitió que tan pronto como hoy viernes 1 de julio se de inicio las asperjaciones.

Santana explicó que (CDC, por sus siglas en inglés) recomendaron al gobierno la asperjación por aire para reducir poblaciones del mosquito aedes aeyipti, portador de este y otros virus . “El asperjado aéreo de Naled ha probado ser efectivo para combatir el mosquito aedes aegypti. Sin embargo, (su uso) se evalúa, sopesando responsablemente sus consecuencias y los riesgos sobre la salud pública en virtud del aumento de contagio de zika en la población y particularmente en la de embarazadas”, expresó.

El martes, unas 50 personas protestaron frente en la sede del CDC en Puerto Nuevo y denunciaron serias preocupaciones sobre las repercusiones que tendría esta práctica en la salud, la agricultura, las abejas y el medio ambiente.


Más:


Más contenido de tu interés