null: nullpx
Homofobia

Pedro Julio Serrano truena contra homofobia de pastor

El líder de la comunidad LGBTT en Puerto Rico critica el video en el que un pastor llamó “patuleco” a un joven a quien supuestamente golpeó y ahora defiende sus acciones. Puerto Rico por la Familia criticó las expresiones del pastor.
24 May 2016 – 7:36 PM EDT

GUAYNABO, Puerto Rico.- El activista de derechos humanos Pedro Julio Serrano denunció la violencia homofóbica del pastor Alfonso Otero, mejor conocido como “Piña”, tras la divulgación de un vídeo en el que llama “patuleco” a un joven a quien supuestamente golpeó.

“Es inaceptable que un pastor utilice ese lenguaje desde el púlpito, pero más inaceptable aún es que diga que mientras le ministraba al ‘patuleco’ como él le llama, lo golpeara en la cara en dos ocasiones. Esto es violencia homofóbica, es agresión y es un delito. Ojalá que la persona que fue agredida por este evangelista vea el vídeo y decida denunciarlo. Es hora de que el pastor Otero responda por su violencia, su intolerancia, su odio”, sentenció Serrano.

El portavoz de Puerto Rico Para Tod@s le exigió a los líderes de Puerto Rico por la Familia a que denuncien de inmediato esta violencia homofóbica de uno de sus colegas.

“Cada vez que una persona LGBTT hace algo indebido, como por ejemplo abusar de un niño, el primero en denunciarlo soy yo. Es momento de que los líderes fundamentalistas que han promovido el odio en contra de la comunidad LGBTT por años, denuncien esta violencia homofóbica de uno de los suyos. Jorge Raschke, Wanda Rolón, César Vázquez, René Pereira, Carlos Pérez y demás, tienen que salir hoy mismo a denunciar esta violencia. De no hacerlo, son cómplices con su silencio de la violencia que esta predicación genere”, aseveró el líder comunitario.

“Puerto Rico somos todos y todas. No vamos a permitir que quede impune la violencia homofóbica que se imparte de los púlpitos. Eso es delito. Golpear a un ser humano es delito y si es motivado por la orientación sexual o identidad de género de la persona es un crimen de odio. Basta ya de usar el nombre de Dios en vano para odiar, BASTA”, concluyó Serrano.

Mientras, el Pastor Alberto Rodríguez, presidente de la FRAPE y PR por la familiatildó las expresiones como una "vergüenza que esta persona de la cual no conocemos el nombre. Se le permita predicar en los púlpitos de las iglesias en Puerto Rico. Exhortamos a los ministros que conocen a este señor, que el mismo no se le permita ministrar en los púlpitos de ninguna iglesia que pertenezca a nuestra organización. Sus expresiones en contra de la dignidad humana no pueden ser toleradas por ninguna de nuestras congregaciones.", publicaron en su página de Facebook.

Rodríguez resaltó que "el promover la palabra de Dios y su misericordia, nos compete a todos; respetando la dignidad del ser humano, no importando el que no estemos de acuerdo a su conducta o que la misma sea en contra de lo que la palabra de Dios nos enseña."



El pastor defendió sus expresiones y dijo que va a hablar del tema una sola vez "por que nosotros no le hacemos el juego al diablo". Con música cristrtiana de fondo, Otero dijo que se trató de un testimonio de una persona que "era un sin verguenza, que se pasaba, amén, caía endemonia en todos los cultos y se hacía el endemoniao y daba patás a todo el mundo. Y expliqué que un día me dio una patá a mí en una espinilla y yo pues, hermanos le di dos cantacitos breves, alábalo si pueden a esta hora, para que respetara y dejara de hacer eso, amén”.


Más contenido de tu interés