Corrupción

El FBI allana la División de Drogas y Narcóticos de Puerto Rico para buscar evidencia de un caso de corrupción

Las autoridades federales realizaron la búsqueda de evidencia luego de diversos casos en los que agentes de la Policía de Puerto Rico han sido involucrados en actividades delictivas y violaciones de derechos civiles.
19 Jul 2017 – 2:40 PM EDT

SAN JUAN, Puerto Rico. – Agentes del Buró Federal de Investigaciones (FBI) allanaron la mañana de este miércoles las instalaciones de la División de Drogas y Narcóticos de la Policía de Puerto Rico, ubicadas en el municipio de Vega Baja, para buscar pruebas en un caso de corrupción.

El jefe del FBI en Puerto Rico, Douglas Leff, dijo que no podían ofrecer detalles del caso que produjo la revisión de la dependencia, aunque indicó que buscan evidencia de corrupción. “En este caso nos estamos enfocando en asuntos que son de más en el campo de corrupción… podemos decir que es un caso con relación a derechos civiles, posiblemente en casos relacionados a drogas”, dijo Leff a la prensa según un reporte del diario El Nuevo Día.

Fuentes de Despierta Puerto Rico, el segmento informativo matutino de Univision Puerto Rico, informaron que los agentes buscan evidencia y que no se registraron arrestos.

La superintendente de la Policía, Michelle Hernández, afirmó que el cuerpo policiaco cooperaría con las autoridades federales en la investigación. “En la uniformada no hay cabida para los que se apartan de la ley… Nuestro cuerpo policiaco cuenta con una mayoría de agentes de bien y comprometidos con su servicio que no pueden ser opacados por el mal proceder de unos pocos… Nadie está sobre la ley, y eso también aplica a los oficiales del orden público", dijo Hernández en un mensaje publicado en Facebook.

El FBI arrestó en septiembre de 2015 a 10 agentes de la División de Drogas de San Juan que se hacían llamar el “Combo de los Suricatos”, quienes fueron acusados de extorsión, conspiración para distribuir drogas y emitir declaraciones falsas a las autoridades federales.

A raíz del arresto de estos agentes, José Caldero quien se desempeñaba en ese entonces como superintendente de la Policía de Puerto Rico firmó una orden general para restructurar la División de Drogas. Bajo dicha restructuración, los agentes de la división son sometidos a pruebas de polígrafo y a una serie de entrenamientos en la Academia de Policía.



En fotos: Esta es la mansión en Miami que está relacionada con el exgobernador Javier Duarte

Loading
Cargando galería

Más contenido de tu interés