null: nullpx
Muertes

“Daría lo que fuera por prevenir eso": cientos de personas se despiden de los hermanos que murieron en trágico accidente de auto

Los compañeros del equipo de pelota al que pertenecía Edgard le hicieron guardia de honor y el cantante de música sacra Samuel Hernández entonó canticos de alabanza.
23 Oct 2019 – 10:59 AM EDT

Familiares, amigos, conocidos y público en general acudieron el martes hasta el Coliseo Municipal de Moca para darle el pésame a los padres de los tres hermanos que fallecieron en un aparatoso accidente de tránsito el pasado 12 de octubre en Aguadilla.

Sonia Maldonado y Edgard Morales, los padres de Abigail, Abileidis y Edgard de 21, 17 y 15 años acudieron al velorio. El padre de los jóvenes recién había sido dado de alta del Centro Médico de Río Piedras donde quedó recluido luego del accidente.

Uno de los que no pudo contener las lágrimas fue José Fernández, la pareja de Abigail, la mayor de las hermanas que estaba en su quinto mes de embarazo.

“Daría lo que fuera por prevenir eso, pero es algo que no está en mis manos, solo Dios sabe lo que hace”, dijo Fernández.

A pesar de su tristeza el joven recordó momentos emotivos con la madre de su hijo, a quien nombrarían Abraham.

“El día que la fui a llevar que estaba jugando con mi hijo, que sentía sus patadas en mis manos. Acostaba mi cabeza sobre su barriga y el se apegaba a mí. Es el recuerdo más bello que voy a tener”.

Hasta las exequias también llegaron los amigos de la iglesia a la cual asistían los jóvenes. Merari Medina describió como fue el último momento que compartió con los occisos.

“Fue una noche maravillosa que pudimos disfrutarnos todos juntos y sé que fue una despedida. Ese día pudimos abrazarnos, disfrutarnos y juntos como sociedad pudimos compartir y decirnos que nos amábamos unos a otros”, sostuvo Medina.

Por su parte el pastor Heriberto Vargas también reflexionó sobre el último en que compartió en los hermanos Morales Maldonado.

“Recuerdo lo del talent show que fue el viernes antes…me dijeron nos vemos el domingo en la celebración, íbamos a ir a la playa para celebrar, el sábado en la noche todo cambió”, indicó el pastor.

Los compañeros del equipo de pelota al que pertenecía Edgard le hicieron guardia de honor y el cantante de música sacra Samuel Hernández entonó canticos de alabanza.

También te puede interesar

Más contenido de tu interés