Accidentes

Silencio oficial en el cuarto día de la investigación del choque de tren en Hoboken

La investigación de la Junta Nacional de Seguridad del Transporte continúa a la expectativa de lo que revele una de las grabadoras del tren 1614.
3 Oct 2016 – 7:44 PM EDT

HOBOKEN, Nueva Jersey. - Tres ramos de flores se sujetan este lunes en la tarde a una de las vallas que rodean la estación de Hoboken, Nueva Jersey donde el jueves pasado chocó el tren 1614. El accidente dejó una muerte, la de la brasileña Fabiola Bittar de Kroon, más de 100 heridos -108, según los gobernadores de Nueva Jersey y Nueva York, Chris Christie y Andrew Cuomo- y una tarjeta que lee “no hay palabras suficientes” agarrada entre las flores de uno de los arreglos florales.

Desde que la Junta Nacional de Seguridad del Transporte (NTSB, por sus siglas en inglés) comenzó sus encuentros con los medios el jueves pasado, su vicepresidenta Bella Dinh-Zarr había advertido que la investigación del accidente tomaría entre siete y 10 días.

Han pasado cuatro días desde el accidente que dejó relatos de pasajeros del tren de New Jersey Transit (NJT) y de aquellos en la estación Lackawanna, donde 15,000 pasaban diariamente como parte de su travesía entre Nueva York y Nueva Jersey.

Al filo de las 4:30 de la tarde, hora del este, policías de Port Authority of NY & NJ custodian el cruce de la calle Hudson y la calle River y oficiales de NJ Transit Police rondan el área.

“No tenemos permiso de hablarle a la prensa”, dijo uno de los policías.

Otro de los oficiales de NJ Transit, cerca de uno de los tantos carros de la agencia policíaca donde no hay acceso público, dice “no” con su cabeza al preguntarle sobre cómo progresa la investigación.

Las noticias más recientes de la investigación se han brindado a través de encuentros con la prensa en los que Dinh-Zarr y el investigador a cargo, Jim Southworth, sueltan detalles del accidente.

La discreción ha sido la forma en la que Dinh-Zarr ha deshojado el flujo de la investigación.

Pero en la cuenta de Twitter del NTSB se anunciaba que este lunes no se llevaría a cabo un encuentro con los medios.

El domingo, Dinh-Zarr informó que la grabadora de la locomotora, instalada al final del tren, no estaba funcionando en el viaje del jueves. Y el panorama aún no es claro en cuanto a la otra grabadora del tren.


“Todavía no tenemos un día específico cuando se pueda tener acceso al primer vagón del tren (el que los investigadores llaman el 'controlling car') para que podamos tener acceso a la otra grabadora de eventos”.

Ese fue uno de los comentarios de Dinh-Zarr en la rueda de prensa del domingo al reiterar que NTSB sigue en su proceso de reunir información -que incluye entrevistas al operador del tren, entre otros, y examinar videos de distintas cámaras- y que no especulará sobre la causa del accidente.

Una auditoría a NJT

Prensa Asociada y el New York Times informaron de una auditoría de la Federal Railroad Administration (FRA) a NJT que comenzó en junio.

La agencia y el periódico citan a un funcionario que reveló que FRA dio inicio a esa auditoría tras un incremento en el número de incidentes ferroviarios y “decenas de violaciones de seguridad” que necesitaban atenderse, informó Prensa Asociada.

Asimismo, un reportaje de New York Times indicó que NJT ha estado operando un año sin director ejecutivo y su junta de directores no se ha reunido en tres meses, aparte de enfrentar un déficit de 45 millones de dólares en su presupuesto.

Según el reporte anual de NJT de 2015, la agencia equipó una locomotora y una cabina con ‘hardware’ de Positive Train Control (PTC) que estaban en proceso de pruebas.

El PTC se utiliza para monitorear y controlar los movimientos del tren para aumentar la seguridad como evitar colisiones y restringir la velocidad.

Ese documento asegura que para el año fiscal 2015, NJT “avanzó planes” para traer el PTC al sistema ferroviario.

“PTC ha sido una prioridad para NTSB. Sabemos que puede prevenir muchos tipos de accidentes de tren como descarrilamientos por exceso de velocidad, pero lo que necesitamos recordar es que PTC no puede prevenir todos los accidentes de tren”, comentó Dinh-Zarr en la conferencia del domingo al indicar que este es otro factor a considerar en la investigación de las razones de este accidente del tren 1614.

Los pasajeros y una condolencia

De los 66 pacientes que el Centro Médico de Jersey City recibió el jueves tras el accidente del tren, 13 de ellos continuaban el viernes en el hospital. A la mayoría los habían dado de alta entre viernes y domingo, confirmó Mark Rabson, portavoz de la oficina de asuntos públicos del Jersey City Medical Center.

“Nos queda una persona y ella se encuentra bajo cuidado intensivo”, dijo Rabson este lunes en la tarde.

Por otro lado, el portavoz del Hospital Universitario de Hoboken , Jarrod Neal Bernstein, precisó que el domingo dieron de alta a los dos pacientes que les quedaban de los 23 que atendieron luego del choque del tren.


La tarjeta de uno de los ramos de flores está escrita en holandés y en ella se leen frases como “Les deseo toda la fuerza” (“ Ik vvens je alle kracht”).

Quizás es una condolencia por Fabiola Bittar de Kroon, la mujer de 34 años que murió el jueves. Ella era abogada, estaba casada con el holandés Daan de Kroon y era la madre de una bebé de 20 meses, Julia, a la que había dejado en la guardería. La tarjeta, entre margaritas blancas y rojas, está dedicada a Daan y a Julia.

Los pasajeros que entran y salen del terminal de autobuses y de la estación de Hoboken del tren Path les pasan por el lado en su rumbo apresurado y así dejan atrás la estación Lackawanna donde la investigación de NTSB sigue con sigilo su evolución.

Lea también:


Más contenido de tu interés