null: nullpx
New York Police Department

Fuera del NYPD el acusado de matar a un joven y herir a otros tres en Brooklyn

El comisionado del NYPD, William “Bill” Bratton, confirmó el miércoles que Nicholas Batka fue despedido. El hombre enfrenta cargos por la muerte de Andrew Esquivel y por herir a otras tres personas al atropellarlos con la camioneta que manejaba en estado de ebriedad el sábado en la madrugada, en Brooklyn.
20 Jul 2016 – 4:30 PM EDT

TEANECK, Nueva Jersey. - Nicholas Batka no volverá a recibir la placa y el arma que el domingo entregó al Departamento de Policía de la Ciudad de Nueva York (NYPD), tras ser acusado de atropellar de muerte a Andrew Esquivel y dejar heridas a otras tres personas, mientras conducía bajos los efectos del alcohol en Brooklyn.

El miércoles, un día antes de que Batka, de 28 años, tenga que regresar a la corte en Brooklyn para responder por los ocho cargos criminales que enfrenta por ese accidente, el comisionado del NYPD, William “Bill” Bratton, confirmó que el sujeto fue despedido de su empleo en la unidad de tránsito, en Manhattan.

“Este comportamiento no será tolerado”, dijo Bratton, sin ofrecer más detalles. En relación con los dos oficiales que acompañaban a Batka el sábado, antes de que ocurriera la tragedia, el jefe del NYPD dijo que Jeremy Rodríguez y Emmanuel Collado están bajo investigación.

Se les reasignó a labores administrativas y ambos tuvieron que entregar sus armas y placa. La policía quiere determinar cuánto habían bebido esa noche y si manejaron en condiciones impropias.

Batka, por su parte, queda desempleado al iniciar el proceso judicial en su contra por asalto, homicidio involuntario y conducir bajo los efectos del alcohol, entre otros. El jueves deberá responder cómo se declara de las acusaciones en su contra y la jueza Sharon Hudson revisaría si le permite seguir en libertad bajo fianza.

El domingo, la familia de Batka pagó la fianza de 300,000 dólares que se le había fijado.

De acuerdo con el reporte de las autoridades, el sábado 16 de julio, a las 3:00 de la madrugada, el oficial policíaco fuera de servicio perdió el control de su camioneta Durango e impactó a varios peatones que acababan de salir de la estación del tren L, en Brooklyn.

El joven estudiante Andrew Esquivel, natural de California, perdió la vida en el accidente. De 21 años, el alumno de la prestigiosa universidad MIT comenzaba en Manhattan un internado previo a culminar sus estudios.

Este viernes 22 de julio, en Healdsburg Plaza, California, amigos y familiares se unirán en una vigilia que buscar recordarlo. El sábado, habrá un servicio religioso en la iglesia de la comunidad, donde lo apreciaban mucho no sólo por su inteligencia, sino porque desde muy pequeño se destacó como atleta, en lucha grecoromana.



De otra parte, se informó que Divya Menezes, quien resultó con daños severos en sus piernas en el accidente, permanece hospitalizada en condición delicada, mientras que los otros dos heridos, Sophia Tabacoun y James Balchaunas, están en condición estable.

Más contenido de tu interés