Narcotráfico

Los jóvenes, el nuevo método que usan los carteles para contrabandear el mortal fentanilo en la frontera

Las autoridades migratorias han notado un incremento en el número de adolescentes que han sido arrestados tratando de cruzar la frontera California-México con cargamentos de fentanilo, un opioide que puede resultar mortal. De enero a marzo, 10 jóvenes han sido detenidos por ese motivo.
5 Abr 2018 – 11:00 PM EDT

LOS ÁNGELES, California.– Un chico que vestía pantalones entubados y una sudadera oscura se acercó a un agente migratorio en la garita de San Ysidro, en la frontera California-México, cuando caía la noche del 30 de marzo. El joven de 17 años lucía relajado, pero el oficial notó un bulto en su espalda que contrastaba con su delgada figura. Hasta ahí llegó un cargamento de cuatro libras del potente fentanilo que le amarraron en espalda. Esa cantidad de droga se habría vendido en las calles en unos 141,000 dólares.

Durante la noche siguiente, en el mismo cruce fronterizo, un adolescente de 15 años con otra protuberancia debajo de la capucha de su sudadera se aproximó a un módulo migratorio. Le encontraron dos paquetes sujetos con cinta adhesiva que contenían casi cinco libras también de fentanilo, valoradas en $143,000.

Diez minutos más tarde, un muchacho de 17 años trataba de imitar el mismo estilo de contrabando. Él llevaba la misma cantidad que el adolescente que fue descubierto poco antes. Ambos se formaron en extremos opuestos. Es probable que todo se planeó así, para que al menos uno lograra burlar la supervisión.

Diez jóvenes de entre 15 y 19 años que intentaban cruzar la frontera con cargamentos de fentanilo, cocaína y metanfetamina han sido arrestados por agentes de la Oficina de Aduanas y Control Fronterizo (CBP) en California desde enero, una práctica creciente que ha preocupado a las autoridades federales por los riesgos mortales que existen manipulando el opioide. En ese período, nueve adolescentes que llevaban la droga debajo de su ropa fueron detenidos en garitas de los estados de Arizona y Texas.

Una droga mortal

"Todos estos casos involucran a jóvenes intentando contrabandear un narcótico peligroso y letal como el fentanilo. Se sabe que el fentanilo es entre 50 y 100 veces más letal que la heroína", alertó Pete Flores, director de operaciones del CBP en San Diego.

"Los peligros asociados con el desconocimiento del manejo del fentanilo pueden ser mortales", advierte.

Solo 2 miligramos de fentanilo puro, equivalente a 32 granos de sal, son una dosis letal.

Citando un incremento en el número de jóvenes que terminan tras las rejas por intentar contrabandear el opioide, funcionarios del CBP, la Fiscalía Federal y de Investigaciones de Seguridad Nacional (HSI) realizarán este jueves una conferencia de prensa en la garita de San Ysidro para abordar el problema.

Otros casos que inquietaron a las autoridades ocurrieron la semana pasada en dicho sector fronterizo. El primero ocurrió a las 7:20 pm del 27 de marzo, cuando un estadounidense de 16 años traía debajo de su camiseta gris dos paquetes con cinco libras de fentanilo que se habrían vendido en 150,000 dólares en el mercado negro. También le ataron el contrabando con cinta adhesiva en su espalda.

El segundo incidente se registró durante el mediodía del 29 de marzo. Una adolescente de 17 años que conducía un auto Volkswagen Beetle modelo 2016 y de color rojo se acercó a un punto de inspección en el carril especial (sentri) en la garita de San Ysidro. Pero un agente aduanal notó anomalías en la carrocería del vehículo. Al enviarlo a una segunda inspección encontraron ocho paquetes de fentanilo y siete de cocaína. El peso de los narcóticos fue de 37 libras, con un valor en las calles de 770,000 dólares.

"A menudo se pregunta a los oficiales del CBP: ¿Cuál es el perfil de un contrabandista típico? Desafortunadamente, atrapamos a personas de todas las edades con narcóticos", dijo Flores al referirse a las detenciones de estos dos jóvenes. "Queremos que los adolescentes comprendan que no importa lo que les digan, hay consecuencias por participar en este tipo de actividad, por no mencionar los peligros de trabajar con organizaciones delictivas transnacionales", agregó.

Contrabando en el bus

Los agentes migratorios también han decomisado narcóticos a cinco adolescentes que viajaban en autobuses. A finales de febrero, agentes del CBP notaron algo extraño en dos muchachas que viajaban en un bus que cruzaba un punto de control en la carretera 86, en El Centro. "Parecían muy nerviosas y mostraban anormalidades en el ajuste de su ropa", cita la acusación federal.

Al ser llevadas a una oficina, un perro entrenado para detectar narcóticos alertó que algo se ocultaba debajo de la ropa de las jóvenes. Después de un interrogatorio y una breve búsqueda, les encontraron 20 paquetes de metanfetamina que pesaban un total de 8.3 libras valoradas en 27,621 dólares.

Las dos adolescentes, ambas de 17 años y ciudadanas estadounidenses, fueron puestas bajo custodia de la Administración para el Control de Drogas (DEA), que condujo una investigación sobre el caso.

Otro incidente, registrado a finales de enero, quedó al descubierto en dicho retén del CBP en El Centro, luego de que los agentes descubrieron a un pasajero de 19 años que portaba una tarjeta de seguro social falsa. Él admitió que la había impreso de Internet. Tras un interrogatorio, este reconoció que llevaba un celular que le pertenecía a una mujer que se encontraba en el autobús.

Para asegurarse, los oficiales federales entraron al vehículo con un perro especializado, el cual alertó al olfatear la ropa de dos adolescentes, de 16 y 18 años. Ellas admitieron que ocultaban en sus ingles paquetes con droga. "Una de las muchachas confirmó que el hombre detenido viajaba con ellas para asegurarse de que los narcóticos llegaran a su destino", citó el CBP en un comunicado.

En total, ellas transportando 19 paquetes con 7.84 libras de metanfetamina valoradas en $27,440.

Un reciente estudio que el proyecto Justice in Mexico de la Universidad de San Diego elaboró sobre el repunte de muertes en la ciudad de Tijuana señala que el Cartel Jalisco Nueva Generación (CJNG), que se ha apropiado de la mayor parte del contrabando de narcóticos en California, está usando a muchachas para que crucen la frontera varias veces por semana con cargamentos de droga ocultos en vehículos para evadir las inspecciones. En el mundo del hampa las conocen como 'mulitas'.

La muerte del mexicano Cruz Marcelino Velázquez Acevedo, de 16 años, trajo a la luz el problema de los jóvenes de ambos lados de la frontera que son reclutados por los carteles del narcotráfico para cruzar droga. El 18 de noviembre de 2013, el chico pasaba por la garita de San Ysidro con una botella que contenía un líquido de color ámbar. Sus nervios lo traicionaron y una presunta broma pesada le costó la vida.

Él declaró que llevaba "jugo de manzana" y uno de los dos agentes fronterizos que lo interrogaban agitó una botella que tenía, se la acercó y le hizo una seña que parecía alentarlo a beber su contenido. El chico le dio cuatro sorbos a una sustancia que en un 90% contenía metanfetamina líquida y murió después de revolcarse en una camilla gritando "¡mi corazón!".

La familia de Cruz Marcelino recibió una indemnización de un millón de dólares. El Médico Forense del condado de San Diego determinó que el joven falleció por intoxicación aguda por metanfetamina.

El fentanilo: la potente droga que se propaga en EEUU

Loading
Cargando galería

Más contenido de tu interés