null: nullpx
Salario

Empresarios hispanos "alarmados" por el plan para subir el salario mínimo en California

La subida salarial, aplaudida por políticos y sindicatos, "alarma" a empresarios hispanos que advierten de despidos
29 Mar 2016 – 5:13 PM EDT

California podría convertirse este año en el primer estado de EEUU que aprueba una subida del salario mínimo a 15 dólares, un incremento de un 50% con respecto al sueldo base exigido por ley actualmente (10 dólares) y que ha contado con numerosos apoyos, aunque hay empresarios hispanos preocupados por el coste de ese plan en los pequeños negocios.

El proyecto recibió el lunes un fuerte impulso después de que se confirmara un acuerdo entre sindicatos y legisladores que respaldó el gobernador Jerry Brown con el fin de eliminar obstáculos a la aprobación de esta iniciativa en el parlamento estatal, algo que se espera que ocurra en los próximos días.

Si sale adelante, los empresarios de California deberán subir el salario mínimo que pagan a sus empleados de 10 dólares a 10.50 dólares el 1 de enero de 2017. La cifra será de 11 dólares un año después y así progresivamente hasta llegar a 15 dólares la hora el 1 de enero de 2022. Las compañías con 25 empleados o menos tienen un año más de margen para poner en práctica esos aumentos.

El sueldo mínimo anual pasará de 20,800 dólares en 2016 a 31,200 dólares en 2022. La ley federal estipula que el salario mínimo debe ser igual o superior a 7.25 dólares por hora.

"Obligará a la gente a cerrar negocios", aseguró a Univision en Los Ángeles el presidente de la Cámara de Comercio Hispana de California (CHCC), Frank Montes, en un correo electrónico.

A su juicio, la subida salarial -que beneficiaría a 2.2 millones de trabajadores- estaría acompañada de un aumento de los precios (ya que los empresarios repercutirían el coste del salario en el consumidor) y del desempleo (debido a que ese incremento en el gasto de personal llevaría a despedidos para reducir costes).

"Esto reduciría la capacidad de contratar empleados", declaró Montes, cuya institución aglutina a 40 cámaras de comercio hispanas que representan los intereses de más de 800,000 negocios en los que trabajan más de 650,000 personas.

Justicia social

Para los impulsores del plan, se trata de una cuestión de justicia social. “Nadie que trabaje tiempo completo debe vivir en la pobreza", comentó el senador californiano Kevin de León. Para los economistas, el paso dado en California supone casi un experimento que sentaría un precedente.

"Es un gran paso adelante", dijo en un comunicado el sindicato SEIU-UHW en California, que había propuesto que la subida salarial fuera aprobada en referédum por vía rápida en las elecciones de noviembre y ahora considera retirar la iniciativa legal.

Para la Cámara de Comercio Latina de Los Ángeles es "importante" que se alcance un salario mínimo de 15 dólares, en palabras de su directora ejecutiva, Theresa Martínez.

"Es muy difícil para algunos latinos llegar a fin de mes y apoyar a la familia", explicó Martínez. Su organización apoyó en 2015 la subida del salario mínimo en Los Ángeles, ciudad que aprobó ese incremento progresivo entre el 1 de julio de 2016 y el 1 de julio de 2020. El condado de Los Ángeles siguió los pasos el año pasado. San Francisco y San Diego autorizaron también el incremento progresivo del salario mínimo hasta llegar a 15 dólares, lo mismo que la Universidad de California para toda sus sedes.

Martínez aseguró que en la Cámara de Comercio Latina de Los Ángeles ya se paga 15 dólares la hora como sueldo base.

Empresarios alarmados

Las mayores muestras de preocupación por esta medida llegaron desde las zonas más rurales donde ya existe más desempleo y los salarios son más bajos que en las ciudades. Las producciones agrícolas, que requieren de mucha mano de obra, se verán más incentivadas a mecanizar sus sistemas con el fin de reducir costes salariales, según la Oficina Agrícola del condado de Kern.

"(Los empresarios hispanos) están alarmados", reiteró Montes. "San Francisco y Los Ángeles son ciudades completamente distintas a Pomona y Madera. Un mandato estatal no es una solución. Creemos y apoyamos una solución que tenga en cuenta el coste de la vida y el coste de hacer negocio caso por caso", afirmó.

El partido Demócrata, favorable al plan, controla la Asamblea y el Senado de California, por lo que se espera que la iniciativa legal salga adelante.

Lea también:


RELACIONADOS:SalarioSindicatosLatinosCosta OesteLocal

Más contenido de tu interés