null: nullpx
Condenas

Dos migrantes murieron atropellados por culpa de un 'coyote' que ahora pasará 8 años en prisión

La Patrulla Fronteriza perseguía a un traficante de personas que llevaba a ocho indocumentados el 17 de septiembre de 2017 a poca distancia de la garita de San Ysidro. El 'coyote' le ordenó al grupo cruzar a pie la autopista interestatal 5, pero solo seis lograron llegar al otro lado.
18 Jul 2018 – 7:12 PM EDT

LOS ÁNGELES, California.– Un traficante de personas fue sentenciado esta semana a ocho años de prisión por la muerte de dos indocumentados que por seguir sus órdenes fueron atropellados en una carretera cerca de la frontera entre California y México en el otoño de 2017.

Los dos migrantes fallecidos eran parte de un grupo guiado por Jorge Luis Martínez Hernández, quien en un intento por escapar de la Patrulla Fronteriza les ordenó bajar de su auto y cruzar a pie la autopista 5, una de las más transitadas de California.

Era la madrugada del 17 de septiembre y la oscuridad impidió que el conductor de una camioneta Chevy Trailblazer que viajaba en dirección sur, cerca de la salida Camino De La Plaza, evitara impactar a Martin Flores Esteban y Bernardita Cuellar Prado, quienes fueron declarados muertos en la escena.

Martínez Hernández, de 33 años y de Tijuana, y los otros seis indocumentados, entre los cuales estaba una persona de China, fueron detenidos más tarde cuando se escondían entre la maleza.

El traficante aceptó ante los investigadores que le pagarían 1,000 dólares por cada una de las personas que transportaba, una fracción de lo que el jefe de la banda cobraría por cruzarlos: entre 7,000 y 13,000 dólares.

Un juez federal le impuso este martes una sentencia de ocho años y un mes de prisión por seis cargos relacionados con el contrabando de personas y dos más por la muerte de los dos migrantes. La Fiscalía federal del Sur de California indicó que este hombre ya había sido condenado por el mismo delito.

"Los contrabandistas ven a los clientes como signos de dólar y no se preocupan por su seguridad y bienestar", dijo el fiscal Adam Braverman en un comunicado. "Esta oficina está comprometida a enjuiciar a los traficantes que explotan a los inmigrantes para obtener ganancias financieras", agregó.

Según la declaración de culpabilidad que Martínez Hernández firmó en abril, este guiaba alrededor de las 1:45 am a cinco adultos y tres menores, quienes lograron cruzar ilegalmente hacia California a través de un agujero en la valla fronteriza cerca de la garita de San Ysidro.

El grupo llegó hasta una furgoneta Dodge Caravan estacionada en el acotamiento en dirección sur de la autopista 5. El 'coyote' tomó el volante y al percatarse de la presencia de vehículos de la Patrulla Fronteriza dio un giro peligroso y comenzó a conducir en sentido contrario. Al otro lado de la carretera, los agentes lo seguían por los carriles en dirección norte.

Entonces, Martínez Hernández detuvo la furgoneta y les pidió a los indocumentados que cruzaran hacia el otro lado para que no los detuvieran los oficiales migratorios. Esa orden provocó una tragedia.

Este hombre confesó a los detectives que su plan era llegar hasta los vehículos de sus cómplices que los estaban esperando cerca de ahí. Pero las autoridades no reportaron más arrestos esa madrugada.

"Decirle a la gente que cruce una autopista en completa oscuridad con autos que conducen a más de 65 millas por hora es una inconsciencia", expresó Rodney Scott, jefe de la Patrulla Fronteriza en el sector San Diego. "Esto debe ser una pausa cuando pensamos en la flagrante indiferencia por la vida humana", añadió.

Por su parte, David Shaw, agente especial a cargo de la oficina de Investigaciones de Seguridad Nacional (HSI) en San Diego, comentó lo siguiente sobre este caso: "Las acciones de Martínez Hernández en este incidente llevaron a la desafortunada muerte de dos personas. Su sentencia pone fin a una tragedia innecesaria que involucró la explotación de individuos para su beneficio financiero".

Paradójicamente, a lo largo de la carretera 5 ya no están los viejos letreros que advertían a los conductores sobre la presencia de indocumentados cruzando a pie. El último desapareció en febrero.


En fotos: Los peores accidentes de tránsito de 2017 en California

Loading
Cargando galería

Más contenido de tu interés