null: nullpx
Familia

Así reacciona padre hispano al recibir el regalo de su vida en Los Ángeles

Tras perder su trabajo como jardinero, Alfredo Valencia jamás imaginó el regalo que recibiría en su cumpleaños 60, así como tampoco que su equipo favorito de béisbol le dedicara un twitt por la celebración.
30 Ago 2019 – 9:52 PM EDT

Como todos los inmigrantes hispanos, Alfredo Valencia ha dedicado su vida a su familia, al trabajo sin descanso y sin esperar nada a cambio más que la seguridad de saber que sus hijos “siempre estén unidos”.

Valencia llegó a Estados Unidos desde su natal Michoacán, México cuando solo tenía 15 años y desde que llegó ha trabajado la jardinería con mucho orgullo. A los 21 años conoció a María, el amor de su vida, con quien formó una familia de cinco hijos, que los hicieron abuelos de siete nietos.

En 2015 un accidente en su trabajo dejó a Valencia inmóvil por seis meses y después de esto sus rodillas ya no fueron las mismas. Sin la misma resistencia de sus mejores años, el hombre se quedó sin trabajo estable, sin embargo, para el fanático de Los Dodgers, "el juego no se termina, sino cuando se termina" por lo que siguió trabajando por su cuenta y siempre procurando que en la casa nunca faltara nada.

Su medio de transporte, una camioneta pick up, Chevy Silverado de 1996 ha sido el único carro que ha tenido en su vida, porque antes de comprarse uno nuevo, procuró que cada uno de sus hijos tuviera su propio carro para desplazarse en Los Ángeles sin problemas.

Tras la pérdida de un ingreso fijo, Valencia abandonó la idea de actualizar su propia camioneta y se abandonó a la idea de poder siquiera tener una. Sin embargo sus hijos pensaban completamente lo contrario.

“Mi papá se lo merece”, dijo Jessenia Valencia a univision34.com, al contarnos cómo fue que juntó a sus cuatro hermanos para sorprender a su papá el domingo 26 de agosto. En medio de la celebración, Jessenia cuenta que invitaron a su padre a salir de la casa al estacionamiento donde le esperaba una camioneta Chevy Silverado último modelo, color negro y con un gigantesco lazo rojo.


Celulares en mano, los hermanos Valencia documentaron el momento. Su padre vestía la camiseta de su equipo favorito y con su 'chela' en mano, salió a recibir su sorpresa. “ ¿Qué es eso?”, preguntó Valencia, refiriéndose al carro. Y al recibir la respuesta a su pregunta las lágrimas de emoción le traicionaron y su humildad hizo eco con un “Yo no quiero nada”.


Tras la sorpresa, Valencia se sentó tras el volante y suspiró, pero no manejó, se reservó el placer para el siguiente día. Sin embargo, su hija confiesa, que al día siguiente el hombre tampoco podía creer que el carro de sus sueños lo espera en su cochera.

“Es algo que nosotros queremos darle a nuestro padre, es poco para lo que nos ha dado”, afirmó Jessenia en nombre de sus hermanos. “Toda su vida ha trabajado y nos ha cuidado, así que es lo menos que podemos darle a cambio”.

Valencia es un padre ejemplar y estamos seguros de que hay miles de padres como él a quienes, desde nuestra estación, queremos darles las gracias por aportar a construir un país con ejemplo de trabajo y amor por los suyos, ¡Feliz cumpleaños Alfredo Valencia!

Más contenido de tu interés