null: nullpx
Acoso Sexual

Arrestan a ex ginecólogo de USC acusado de supuesto acoso y comportamiento inapropiado con sus pacientes

Las investigaciones contra George Tyndall iniciaron en mayo de 2018 y en ellas el ex ginecólogo de USC fue señalado de hacer comentarios sexuales a sus pacientes, tocarlas inapropiadamente y prácticas irregulares en sus examinaciones como tomar fotos de los genitales e introducir sus dedos en las vaginas de las mujeres a lo largo de tres décadas.
26 Jun 2019 – 2:37 PM EDT

George Tyndall, ex ginecólogo de la Universidad del Sur de California (USC), sobre quien pesan numerosas acusaciones sexuales por comportamientos inapropiados con sus pacientes fue arrestado este miércoles por el Departamento de Policía de Los Ángeles, según Andy Flier uno de sus abogados.

Flier dijo que Tyndall de 71 años, fue puesto bajo custodia fuera de su residencia y enfrenta a cargos de abuso sexual relacionados con 16 pacientes y se espera que el jefe de la policía de Los Ángeles revele más detalles del arresto este miércoles luego de las 3:00 pm.

La Policía de Los Ángeles ha investigado las supuestas acciones del ex ginecólogo desde 2018 tras recibir quejas de 52 pacientes que denunciaron conductas inapropiadas de este ginecólogo, de los cuales 39 hacen parte de un grupo de al menos 380 personas que han llamado a una línea telefónica que abrió la universidad cuando estalló el escándalo en mayo del mismo año. El periodo de tiempo de los incidentes denunciados va desde 1990 hasta 2016, de acuerdo a Justin Eisenberg, jefe encargado de la investigación del LAPD.

Tyndall fue señalado de hacer comentarios sexuales a sus pacientes, tocarlas inapropiadamente y prácticas irregulares en sus examinaciones como tomar fotos de los genitales e introducir sus dedos en las vaginas de las mujeres a lo largo de tres décadas.

Los detectives trabajaron con la Junta Médica estatal, ginecólogos y expertos en el tema para determinar si estas acusaciones puedían ser traducidas a conductas criminals.

"El doctor Tyndall vio a decenas de miles de estudiantes, así que creemos que solo 52 personas dando un paso al frente en este punto, es probablemente una representación no muy precisa de la gente que atendió", dijo el capitán Billy Hayes, quien dirige la división policial que lidera la investigación.

Este caso salió a la luz tras la publicación de un reportaje del diario Los Angeles Times en mayo de 2018, por lo que USC se vio en la obligación de reaccionar y, entre otras acciones, abrir la línea telefónica para que posibles víctimas de este doctor llamaran a denunciar sus casos. De las cientos de llamadas que se recibieron inicialmente, 39 personas aceptaron compartir su información con las autoridades y cooperar en la investigación.

La investigación criminal inicialmente recolectó más de 20 las demandas en contra de USC y este ginecólogo por diversos cargos, entre los que se cuenta acoso sexual. En la publicación del Times de 2018 que abrió la 'caja negra' de la universidad se reveló que los directivos del centro médico de la institución permitieron que Tyndall siguiera ejerciendo a pesar de un historial de numerosas quejas durante décadas.

Con los señalamientos en cotra el Tyndall, la prestigiosa universidad del sur de California experimentó un crisis de su comunidad universitaria y los maestros pidieron la renuncia del presidente de la universidad en 2018, USC, C. L. Max Nikias, quien al destaparse el escándalo se disculpó en nombre de la institución por no haber hecho pública la investigación interna que fue conducida en 2016 y por la cual decidieron la salida de Tyndall.

El ginecólogo George Tyndall ha negado todas las acusaciones en su contra, a pesar de que entre las revelaciones del LA Times se supo que el doctor aceptó presentar su renuncia voluntaria a cambio de una indemnización después de una investigación interna que le hicieron en la universidad.

Por su parte, el abogado de Flier dijo que luchará contra cualquier cargo presentado contra su cliente.

Las autoridades piden a cualquier persona con información sobre esta investigación llamar a la División de Robos y Homicidios de la Policía al número de teléfono (213) 486-6910.


Las consecuencias del fraude en admisiones universitarias van más allá del escándalo público (fotos)

Loading
Cargando galería


Más contenido de tu interés