Deferred Action for Childhood Arrivals

Un acuerdo sobre DACA es posible pero depende de la seguridad fronteriza, afirma senador texano

John Cornyn, el segundo al frente de los republicanos en la Cámara Alta, considera que sí se aprobará una medida que proteja a los dreamers, pero insistió en que tiene que incluir un reforzamiento de la aplicación de las leyes de inmigración.
25 Sep 2017 – 3:53 PM EDT

Durante una visita a la capital texana, el senador texano John Cornyn afirmó que es posible encontrar una solución para los miles de jóvenes inmigrantes criados en Estados Unidos amparados bajo DACA, pero debe estar vinculada a un incremento en la seguridad fronteriza y la aplicación de las leyes migratorias.

“Estoy dispuesto a encontrar una solución para estos chicos—que ahora son adultos—quienes vinieron sin responsabilidad y encontrar una solución en el Congreso trabajando en conjunto con el presidente… Creo que es importante, pero sí creo que tendremos que añadir otras medidas para lograr un consenso bipartidista”, dijo Cornyn, según un reporte del diario Austin American-Statesman.

Cornyn, quien ocupa el segundo lugar en el liderazgo republicano en el Senado, compartió la nota en su cuenta de Twitter:


El senador Cornyn sorprendió con esta declaración ya que es uno de los políticos republicanos con posturas más conservadoras en torno a la inmigración.

“Estoy feliz de que el presidente Trump haya enviado este asunto al Congreso, donde pertenece”, dijo Cornyn en torno a la decisión de Trump de ponerle fin al programa de acción diferida para quienes llegaron en la infancia.


En agosto, Cornyn presentó una propuesta de ley de seguridad fronteriza, a la que llamó “Ley Para Construir la Confianza en América”, que establece la implementación de tecnología y barreras en la frontera sur de Estados Unidos, además de una postura en contra de las llamadas “ciudades santuario” que no cumplan con las leyes de inmigración.

Durante su participación en un evento organizado por el diario Texas Tribune el legislador afirmó que apoyará la candidatura por la reelección del senador Ted Cruz en el 2018. Aseguró que él mismo buscará otro periodo en el Senado.

A principios de septiembre el presidente anunció que el programa, que ha protegido a cerca de 800,000 jóvenes de una deportación, será desmantelado escalonadamente. No se aceptan nuevas solicitudes y se cierra el plazo para las renovaciones a partir del 5 de octubre.

La directora ejecutiva de United We Dream (UWD), Cristina Jiménez, recordó este domingo que se está acabando el tiempo para introducir los documentos. Los permisos de trabajo que expiren no serán renovados en el futuro.

“Hay 154,000 jóvenes cuyos permisos de trabajo vencen entre el 5 de septiembre y el 5 de marzo del 2018 y deben renovar el amparo de sus deportaciones antes del 5 de octubre”, dijo Jiménez.


Vea también:

¿Qué estaba pensando el niño que mira curioso por encima del muro fronterizo?

Loading
Cargando galería

Más contenido de tu interés