Tiroteos

La historia detrás de la matanza en Texas: Quería empezar una nueva vida, pero su esposo la acribilló junto a sus amigos

Spencer y Meredith Hight se estaban divorciando cuando este arremetió en su fiesta. La reunión para ver fútbol americano acabó convertida en el tiroteo más sangriento que recuerde Plano, una tranquila ciudad en el norte de Texas.
14 Sep 2017 – 11:42 AM EDT

DALLAS, Texas.- Estaban en plena fiesta en casa de su amiga Meredith Hight, preparándose para ver un partido de fútbol americano.

Meredith, amante de la cocina, había presentado los papeles de divorcio este verano y realizaba una reunión con amigos cuando su esposo, Spencer Hight, acudió al lugar fuertemente armado.


El matrimonio que alguna vez celebraron con una ceremonia en Jamaica, terminó en tragedia cuando Spencer, de 32 años de edad, disparó contra Meredith, de 27, quitándole la vida.

Baleó a otras ocho personas, dos de ellas fueron encontradas con vida y llevadas al hospital, pero solo una sobrevivió. Spencer falleció en un enfrentamiento con uno de los policías que respondió al tiroteo.

El ataque ha sido catalogado por la policía como la peor matanza de Plano, una tranquila ciudad en el norte de Texas.

“Siempre que hay un homicidio es perturbador, y ciertamente cuando tienes tantos, nunca habíamos visto algo así en nuestra ciudad”, dijo el jefe de la policía, Gregory Rushin, al reconocer el impacto que estaba teniendo el crimen en su departamento.

“Muchas veces ves situaciones de violencia doméstica que ocurren en muchas ciudades alrededor del país, y son casos que pueden volverse muy volátiles en muy corto tiempo”.

Estas son las víctimas de la matanza en Plano, Texas, en una reunión de amigos que veían el fútbol

Loading
Cargando galería


Las redes sociales de Meredith dan cuenta de una joven llena de vida, que disfrutaba con amigos y tenía suficiente sentido del humor para reírse de sí misma. Son ahora recordatorios de que era una fanática de Games of Thrones y los Atlanta Falcons y disfrutaba de cruceros por el Caribe. Por momentos, también compartía sus reflexiones.

"Pensar en el pasado mientras miras hacia el futuro es una experiencia a la que todavía me estoy adaptando. Vivan los días por venir :-)", escribió en su Instagram en febrero del 2014.

Meredith y Spencer se casaron en el condado de Collin en septiembre del 2011. En enero del 2015 las cosas parecían ir bien para la pareja. Hight colgó una foto de ella sonriente junto a Spencer con el comentario: “Básicamente para esto es para lo que vivo”.

Ese año compraron la casa en 1712 W Spring Creek Parkawy en la que todo terminaría, de acuerdo a documentos públicos.


Lo que no dicen las imágenes en Instagram o Facebook es lo dañina que se había tornado la relación. Spencer había sido violento con ella y tenía problemas con el alcohol, según la madre de Meredith.

“Luego de dos años de intentar que siguiera un tratamiento, que parara, de intentar ayudarlo… dijo ‘suficiente, ya es suficiente’”, le dijo Debbie Lane a CBS11DFW mientras iba camino de Atlanta a Dallas. “Hizo todo lo que pudo… y podía dejar esa relación sin arrepentimientos”.

Spencer perdió su trabajo como contratista de Texas Instruments en la misma época en la que adquirieron su vivienda, y era Meredith la que se encargaba de pagar la hipoteca con lo que ganaba en su empleo en Coca-Cola Southwest Beverages, en Fort Worth, aseguró Lane.


Cuando presentó los papeles de divorcio, Meredith le contó a sus padres que en al menos dos ocasiones se había puesto violento con ella, y que en otoño del año pasado lanzó su rostro contra una pared, reportó The Dallas Morning News.

Meredith no reportó la agresión a la policía, según su madre.

El padre de Spencer, Chester Hight, le dijo al diario que no lo veía desde Thanksgiving del año pasado y que su familia estaba viviendo una pesadilla tras la tragedia. Agregó que su hijo era muy creativo, pero tenía dificultades alcohólicas.

“Amo a todos mis hijos, pero ciertamente rechazo lo que hizo Spencer. Lo odio”, dijo. “No tengo palabras”.



Entre las personas que murieron se encontraban al menos dos amigos que acompañaron a Meredith y Spencer en su boda, detalló la estación WFAA.

Lane asegura que su hija celebraba este domingo el inicio de una nueva etapa.

"Ella estaba reclamando su independencia, y estaba muy emocionada. Es lo más feliz que la he visto en años. En años", señaló.

Alredor de las 8:00 p.m. los vecinos empezaron a escuchar el tiroteo que acabó con la vida de Meredith y siete de sus amigos.

Vea también:

Estas imágenes dan pistas del terror que vivieron unos jóvenes cuando les dispararon en una autopista

Loading
Cargando galería

Más contenido de tu interés